La coreógrafa Nieves Rosales busca bailarines para indagar en las relaciones de poder con 'No amanece en Génova'

Miércoles, 18 de Septiembre de 2019

La coreógrafa Nieves Rosales busca bailarines para indagar en las relaciones de poder con 'No amanece en Génova'

11 de Septiembre de 2019 18:21h

Casting de la coreógrafa Nieves Rosales para 'No amanece en Génova'
Casting de la coreógrafa Nieves Rosales para 'No amanece en Génova'



La coreógrafa malagueña Nieves Rosales prueba estos días a bailarinas con dotes actorales e intérpretes con fundamentos en danza contemporánea para montar 'No amanece en Génova', una pieza con la que vuelve a sondear en las relaciones de poder.

La directora, coreógrafa y bailarina malagueña dirige desde el pasado marte y hasta este jueves 12 de septiembre en el Teatro Echegaray de Málaga el casting de la que será la segunda producción de la cuarta temporada de Factoría Echegaray, la primera obra del renovado ciclo Danza Málaga 2019 y el cierre de una trilogía basada en textos de Raúl Cortés.

Un total de 44 intérpretes se han inscrito para las pruebas. Rosales les muestra, con el apoyo en las tablas del bailarín Raúl Durán, ayudante de dirección de la obra, una serie de movimientos de lo que será la coreografía, que reproducen en tandas de tres.

A continuación les pide que se suelten con improvisaciones y que interpreten ya en solitario el duro texto de Cortés, una obra que habla del poder "hacia arriba", de ese concepto 'hobbesiano' en el que el hombre es un lobo para el hombre.

Por ello, la directora busca a cuatro bailarines-actores, cuatro intérpretes que dispongan de una formación integral en la que no falte la técnica del movimiento pero que a la vez sepan manejar la voz e introducirse en su personaje.

En 'No amanece en Génova', un bailarín de entre 30 y 40 años hará el papel de 'El rey' y una bailarina de 20 a 30 años desempeñará el rol de 'La infausta', mientras que los otros dos papeles, el de 'Oncetiros' (20-40 años) y 'El poeta' (20-30 años), pueden ser encarnados por hombres o mujeres.

La obra que coreografiará Rosales para Factoría Echegaray es un grito de vida o muerte que interroga al hombre analizando los resortes de poder. Una vez más, la malagueña investiga sobre los límites de la naturaleza humana desde la frontera entre el teatro y la danza.

Junto a 'Contadoras de garbanzos', que reflexionaba sobre el poder desde un punto de vista más emocional, y 'No es la lluvia, es el viento...', que hurgaba en el se ejercen las personas a sí mismas, al modo de esos miedos que nos atenazan y nos impiden avanzar, No amanece en Génova completa la Trilogía del desaliento, que la creadora y bailarina ha levantado en escena a partir de la palabra del dramaturgo Raúl Cortés, y cierra el círculo de personajes femeninos que se mueven en su universo.

Nieves Rosales ensayará con el elenco escogido desde el día 23 de septiembre, con vistas a poner en escena la obra en el Teatro Echegaray entre el 29 de octubre y el 9 de noviembre (12 funciones en total).

La cuarta temporada de Factoría Echegaray comenzará el 8 de octubre con 'Resistencia y sumisión', monólogo de Alejandro Simón Partal que dirige Sigfrid Monleón. El intérprete malagueño Alejandro Morales será Dietrich Bonhoeffer en esta pieza que está ya en pleno proceso de ensayos.

La tercera obra que estrenará Factoría Echegaray en este 2019 está en preproducción. La próxima semana se celebrará el casting de 'La Isla del Aire', una adaptación para las tablas de una de las partes de 'El tiempo que nos une', novela coral de voces femeninas que publicó Alejandro Palomas en 2011. El director de escena Jorge Torres seleccionará en las audiciones a cinco actrices de entre 25 y 90 años.
--EUROPA PRESS--
Noticias relacionadas
Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos