Los hospitales activan unidades específicas para el tratamiento integral de la ELA

Martes, 19 de Marzo de 2019

Los hospitales activan unidades específicas para el tratamiento integral de la ELA

22 de Febrero de 2019 15:20h

Equipo de la Unidad de ELA en el PTS
Equipo de la Unidad de ELA en el PTS



Los hospitales universitarios de la capital granadina Virgen de las Nieves y San Cecilio (PTS) han puesto en marcha recientemente, en cada uno de los centros, unidades multidisciplinares para la atención integral a pacientes con esclerosis lateral amiotrófica (ELA).

En Granada se registran cada año unos 20 casos nuevos de esta patología neurodegenerativa, siendo su prevalencia de cerca de 50 afectados en la provincia, según informa la Junta en una nota.

De esta forma, en ambos hospitales están ya funcionando unas consultas específicas en las que se lleva a cabo una asistencia coordinada entre múltiples especialidades que van desde neurólogos, a especialistas en endocrinología y nutrición, neumólogos, fisioterapeutas, psicólogos o especialistas en cuidados paliativos, entre otros.

En estas consultas la atención se desarrolla en acto único, con el fin de optimizar la visita del paciente, evitarle desplazamientos y mejorar la calidad de vida de las personas afectadas por esta enfermedad.

El objetivo es ofrecer una asistencia completa con un alto nivel de especialización, adaptada al momento y a la evolución de la enfermedad, para lo cual es indispensable la participación de distintos profesionales que garanticen este tipo de atención integral para una patología compleja como es la ELA.

La esclerosis lateral amiotrófica (ELA) es una enfermedad del sistema nerviosocentral caracterizada por una degeneración progresiva de las neuronas motoras superiores e inferiores, que da lugar a una debilidad muscular progresiva. Afecta de manera paulatina a la capacidad motriz, la comunicación oral, la deglución y la respiración.

PROCEDIMIENTO

El paciente entra en el circuito de la atención por parte del equipo interdisciplinar tras el diagnóstico de la enfermedad que efectúa el neurólogo.

Tras explicar el diagnóstico y ofrecer al paciente las distintas opciones de seguimiento de la enfermedad, se pone en conocimiento de la enfermera gestora de casos hospitalaria los datos del paciente, y ésta se encarga citarle y coordinar los medios y servicios necesarios para su asistencia integral, así como la de su entorno familiar y de cuidados.

La atención se realiza en intervalos aproximados de tres meses, siendo este tiempo variable en función de las necesidades del paciente.Por ejemplo, es mayor en pacientes con una evolución más lenta, mientras que el intervalo de tiempo entre consultas es más corto para pacientes con evolución rápida o estadios avanzados de la enfermedad.


--EUROPA PRESS--
Noticias relacionadas
Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos