Santa Adela estrena un nuevo centro de día para menores en situación de vulnerabilidad

Santa Adela estrena un nuevo centro de día para menores en situación de vulnerabilidad

Imagen de la inauguración del centro de día para menores en Santa Adel


El barrio de Santa Adela de Granada ha estrenado un centro de día para menores en situación de vulnerabilidad, equipamiento gestionado por Aldeas Infantiles, que ha sido financiado en el marco de la estrategia Edusi, con cargo al Fondo Social Europeo en un 80 por ciento y el resto con aportación municipal.

Según ha informado el Ayuntamiento en una nota de prensa, en una visita a las instalaciones el alcalde ha agradecido a la asociación su labor en tanto que "estos centros suponen para los menores atendidos el enganche social definitivo, una mejora de su entorno familiar, y la oportunidad de una formación y atención integral que hará mejor su presente y su futuro".

Para el regidor granadino "hoy es un día importante para Granada, para el Ayuntamiento y especialmente para el barrio, pues a la entrega de llaves del nuevo edificio de 128 viviendas del Plan Especial Santa Adela, viene a sumarse ahora este recurso, destinado a menores en situación de vulnerabilidad, que serán atendidos por profesionales para su desarrollo integral".

Salvador ha explicado que, con este nuevo equipamiento, el Ayuntamiento cuenta con cinco centros de día para atender a menores en situación de vulnerabilidad y a sus familias, repartidos con toda la ciudad, cinco centros con capacidad para atender las necesidades de 190 niños. De ellos, cuatro son gestionados por Aldeas Infantiles y uno por la asociación 'Almanjáyar en Familia'.

Para finalizar, el alcalde ha felicitado a los responsables de Aldeas Infantiles por el trabajo y ha deseado "que este centro mejore la vida de muchos niños y niñas y de sus familias ayudándolas a conseguir sus metas y objetivos y a alcanzar una vida mejor, plena y normalizada".

Según el ayuntamiento, el proyecto ofrece ayuda educativa y formativa a los menores y se trabajan sus aptitudes personales y académicas, implicando a la familiar y favoreciendo la plena integración.

Además, se controla el absentismo escolar y se genera en los niños y sus familias conciencia ciudadana, haciéndolos partícipes activos de los recursos del entorno o la transformación social de su barrio. La labor se organiza por edades, lo que favorece la cooperación y la aceptación mutua, además de crearse sentimientos de referencia y seguridad.

Entre las actividades que se llevan a cabo hay talleres relacionadas con técnicas de estudio y lectura, refuerzo escolar, charlas educativas o seguimiento de estudios, entre otros.

También se promueven hábitos alimenticios saludables, así como hábitos en materia de higiene, entre otras y se llevan a cabo actividades de ocio como yoga, cine, talleres de coeducación e igualdad o de cocina.

El programa está gestionado en un equipo de profesionales director, coordinador, y educadores, además de personal voluntario, que son los encargados del buen funcionamiento del centro.

Según el Consistorio, "la intención es atender a las familias, niños y niñas que se encuentren en situación de dificultad, a fin de impulsar su desarrollo y autonomía, mediante la formación en habilidades y competencias, así como el fortalecimiento de sus redes familiares y sociales".

Los trabajadores sociales de los Centros Municipales de Servicios Sociales y los Equipos de Tratamiento Familiar, que atienden a niños y niñas en situación de riesgo, serán los encargados de derivar a los menores en situación de vulnerabilidad a este centro para que sean atendidos en sus necesidades.

Durante la visita al centro de día de menores, han acompañado al alcalde el presidente de Aldeas Infantiles SOS de España, Pedro Puig; el director territorial, Javier Vigil; y el director del centro de día, Juan Manuel Sánchez.


--EUROPA PRESS--
Comentarios Disqus