viernes. 01.03.2024

ALMERÍA.- Durante el pasado día 18, agentes de la Guardia Civil del Puesto de Fiñana (Almería), proceden a la imputación de 2 vecinos de Almería y uno Gádor (Almería), como presuntos autores de un delito de receptación. 

Las  imputaciones son el resultado de la investigación iniciada por la Guardia Civil el pasado mes de diciembre, después de conocer los agentes el robo cometido, durante la noche del 23 al 24, en el interior de un turismo estacionado en una calle de la localidad de Fiñana (Almería). 

En su denuncia, la víctima indica a la Guardia Civil que la mañana del 24 de diciembre, al acceder a su vehículo observó como habían forzado la ventanilla lateral derecha del turismo y le habían sustraído el equipo de sonido y los altavoces, además de un teléfono móvil de alta gama, que había dejado olvidado en su interior. 

Después de la minuciosa inspección ocular del escenario del robo, la Guardia Civil inicia sus pesquisas, contando en principio con escasos datos relacionados con la autoría de los hechos, si bien conforme avanza la investigación, los agentes van recopilando una serie de datos que, si en principio no apuntan a la autoría de los hechos, dirigen a los investigadores hacia una vecina de Almería, persona que había estaba utilizando el teléfono móvil robado.

Así las cosas, a mediados de la pasada semana, y después de contactar con ella, los agentes mantienen una entrevista en la que informa que adquirió el terminal en una tienda de telefonía de segunda mano, ubicada en la capital almeriense de la que es cliente habitual y que desconocía que éste había sido robado, entregando en ese momento el teléfono móvil sustraído a requerimiento de la Guardia Civil, informándole a la vez su imputación como presunta autora de un delito de receptación.

 A continuación, los agentes contactan con el propietario del comercio dedicado a la compra-venta de teléfonos móviles, quien reconoce la venta a su clienta, comentando que la pasada navidad lo adquirió a un vecino de la localidad de Gádor (Almería), persona con la que también se entrevistan los agentes a lo largo del día, alegando que ellos desconocían la procedencia del terminal, procediendo en ese momento a la imputación de ambos como presuntos autores de un delito de receptación.

La Guardia Civil mantiene la investigación abierta, no descartando nuevas detenciones o imputaciones relacionadas con el robo.

Las diligencias instruidas por la Guardia Civil han sido entregadas en el Juzgado de Instrucción nº 3 de Almería.

Tres imputados en Almería por un presunto delito de receptación
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad