miércoles 8/12/21

ALMERÍA.- El Observatorio de Calar Alto ha mejorado la precisión del instrumento CAFE (Calar Alto Fiber-fed Échelle spectrograph) instalado desde el año 2011 en el telescopio de 2.2 metros. La mejora se ha conseguido mediante un nuevo sistema de control de temperatura y la renovación de una pieza clave del instrumento.  

CAFE es un espectrógrafo de alta resolución, un instrumento que descompone la luz de los astros en los colores que la forman para así poder analizarla. Con él distintos equipos internacionales de astrónomos han desarrollado estudios centrados principalmente en el campo de la física estelar y de los exoplanetas, o planetas que giran alrededor de estrellas distintas al Sol.

Una de las intervenciones realizadas en el instrumento ha consistido en cambiar la red de  difracción, la pieza encargada precisamente de descomponer la luz que llega al telescopio. "Con la renovación de este elemento clave se ha recuperado la eficiencia original del instrumento", comenta Marco Azzaro, astrónomo del observatorio encargado de las mejoras en el instrumento. "Además, gracias a la mejora de la climatización que se ha efectuado, tenemos una temperatura más estable y podemos alcanzar más precisión, por lo que CAFE está ahora mejor que nuevo".

La sala donde se aloja CAFE ya contaba anteriormente con una cámara de aire y un aislamiento para estabilizar la temperatura. Ahora, con financiación de la Unión Europea (fondos FEDER), se ha añadido un sistema de control de temperatura con máquinas de climatización y sensores de alta precisión. Gracias a este nuevo sistema se puede controlar la temperatura con una precisión de hasta la décima de grado en la sala y de hasta dos centésimas de grado en el instrumento a lo largo de toda una noche de observación. "Esta precisión es unas cinco veces mayor que la exigida en la licitación, así que se han superado con creces las expectativas" destaca Daniel Benítez, de la empresa almeriense Ingenyo encargada del diseño y construcción del sistema.

La mejora de CAFE se enmarca dentro de las últimas actuaciones de renovación y actualización de los instrumentos del Observatorio, entre las que destacan el espectrógrafo de alta resolución CARMENES, instalado en el telescopio de 3.5 metros, la remodelación ya en marcha de la cámara infrarroja de gran campo PANIC y el desarrollo de la futura instrumentación para el proyecto LUCA (Local Universe from Calar Alto).

Estas nuevas y mejoradas herramientas, a disposición de astrónomos de todo el mundo, prometen mejores medidas y nuevos descubrimientos en un futuro próximo que mantendrán al Observatorio de Calar Alto en la vanguardia de la investigación en astronomía y astrofísica.

Más precisión y eficiencia para el instrumento CAFE del Observatorio de Calar Alto
Comentarios