martes. 31.01.2023

Imagen de la actividad

ROQUETAS DE MAR.- El pasado miércoles, las hadas de Ecologistas en Acción, Posi y Donia, volvieron a aparecer en la Ribera de la Algaida, esta vez acompañadas de pequeñas hadas, duendes y seres mágicos.

La actividad, que ya se ha celebrado en tres ocasiones, pretende acercar la Ribera de la Algaida a los más pequeños. “Ahora más que nunca es necesario dar a conocer este mágico rincón a los niños y niñas, pues el futuro de este paraje natural dependerá también de ellos”, explican desde la asociación ecologista. 

En esta ocasión la temática giraba en torno al polvo mágico de hada que salvaría la Ribera de la Algaida. Comenzado con un cuento en el mirador situado al lado del antiguo cuartelillo de la Guardia Civil, la Madre Gea guiaba a los habitantes de esta zona a detener “el progreso” tal y como lo entendían algunos “hombres”. 

A continuación, todos los niños y niñas, que esta vez acudieron también disfrazados de seres mágicos, hicieron un gran círculo en la playa donde se leyó el conjuro que convertía las semillas que había recogido Posi y Donia en polvos mágicos de hada. La actividad acabó con una pequeña ruta por la laguna y plantando las semillas en una zona cercana que se pretendía repoblar. La llegada de las lluvias, que no se ha hecho esperar, harán el resto.

 Durante la actividad infantil, también se hizo una visita guiada para los adultos, en la que se les explicaba el valor cultural y medioambiental de esta zona única en el municipio que se está viendo amenazada por la aprobación de la construcción de cerca de 8000 viviendas. “Hemos presentando alegaciones para evitar esta barbaridad, son muchos los ciudadanos que se han puesto en contacto con nosotros para intentar parar esta locura”, explican desde Ecologistas en Acción.

El domingo fue el turno de las bicicletas con una ruta guiada que hizo las delicias de adultos, jóvenes y niños. Según Rocío Jiménez, coordinadora local de Ecologistas en Acción: “La pretensión de los grupos que trabajamos por el mantenimiento de esta zona natural no es el meterlo en una campana de aislamiento. Queremos que la ciudadanía use el espacio conociendo qué y cuándo se pueden hacer ciertas cosas. La bicicleta sería una de las protagonistas en el Parque Periurbano que hay propuesto.”  

Ante ciertas propuestas que se empiezan a oir, desde el colectivo ecologista no se ve la necesidad de tocar en exceso el espacio, solo hay que “dejar que los técnicos y organizaciones especializadas en conservación de la Biodiversidad planifiquen las actuaciones necesarias para poner en valor esta perla de la que disfrutamos en Roquetas de Mar”.

Las hadas de Ecologistas en Acción reciben el otoño en la Ribera de la Algaida
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad