sábado 16/10/21

El fracaso escolar en la ESO ronda el 10% y no el 25%, según CC OO

Alumnos de Secundaria

ANDALUCÍA.- La Federación de Enseñanza de CCOO de Andalucía ha presentado un estudio que analiza el número de jóvenes que dejan de estudiar con o sin formación obligatoria o posterior en el periodo entre 2008-2012, en el que se confirma que el porcentaje medio de fracaso escolar en la ESO ronda el 10%, y no el 25 ó 30% del que en ocasiones se habla. Los datos indican igualmente que los recortes en educación están rompiendo la línea de mejora que venía experimentado lentamente el abandono educativo. El sindicato afirma que el estudio “desmonta algunos mitos” respecto al fracaso escolar pues “se siguen utilizando cifras que ya no son reales”.

El estudio tiene como objetivo identificar el porcentaje de jóvenes que se encuentran estudiando o en situación laboral, ya sea como desempleados o desarrollando una actividad remunerada. El secretario general de la Federación andaluza, José Blanco, señala que “la importancia de este estudio se debe a las conclusiones obtenidas sobre el grave perjuicio que las políticas de recortes empiezan a provocar ya en el abandono escolar, y con ello en el empleo de la población joven.”

Según Blanco, la tasa de abandono escolar se ha visto reducida a partir de 2009 en una quinta parte gracias fundamentalmente a la FP, a los bachilleratos nocturnos o la educación permanente de personal adultos, por lo tanto, “no por un cambio de políticas educativas, sino por la falta de expectativas de la población joven que continuaba sus estudios, no siendo en nada significativo este abandono entre quienes se habían ya marchado el sistema educativo”. “Esta reducción de abandono ha sido más acuciada en Andalucía que en ninguna otra parte de España, seguida en segundo lugar por Cataluña”, afirma.

El sindicalista destaca igualmente que “esta caída de abandono, a partir del curso 2009-10 llega a ser en el año 2012 del 15,7% entre los jóvenes de 18 años, frente a más del 25 % para esa misma edad en años anteriores, entre 2005 y 2008, en los que la crisis aún no se había hecho presente.”

El responsable de CCOO afirma que el estudio “desmonta algunos mitos” respecto al fracaso escolar pues “se siguen utilizando cifras que ya no son reales”. Así en 2011, en la mayoría de las comunidades autónomas, el porcentaje de estudiantes que no titulan en ESO era de un 10%, cifra que se reduce al 5% en el caso de Navarra y País Vasco. Andalucía, aunque no es de las mejor situadas, “no posee ese fracaso que se cifra entre el 25 ó el 30%, ese dato ya no es afortunadamente real en España”. Además, Cataluña y Andalucía son las comunidades autónomas que porcentualmente más han reducido el fracaso escolar en niveles obligatorios. “Desgraciadamente no sabemos si podremos seguir con estos datos tras los recortes en educación que se están aplicando”, apostilla.

En relación al número de fracaso comparando población inmigrante y autóctona, Andalucía, es de la comunidades autónomas que mejor sale parada de este estudio, no así otras como La Rioja, Murcia, Cataluña o Aragón en las que diferencias son más significativas. “Este indicador viene a poner de manifiesto que Andalucía, aunque tiene muchos aspectos en los que necesita mejorar considerablemente, posee un sistema educativo de lo más equitativos de España, un dato que se viene recogiendo igualmente en informe PISA”, señala CCOO.

Madrid, que presentaba hasta 2011 una importante reducción de abandono temprano, ha experimentado a partir de esa fecha un repunte porcentual de un 2,4%. Para Blanco, este dato “pone de manifiesto las consecuencias de las políticas de recortes en educación de la que fue pionera Madrid y que finalmente se está aplicando en toda España, un hecho que terminará haciendo mella en la escolarización en la ESO, el Bachillerato o la FP de los jóvenes sin formación postobligatoria en toda España y con ello igualmente en Andalucía”

Del 2008 al 2012, el porcentaje global de estudiantes que abandonan la educación, independientemente de la titulación alcanzada, se ha reducido en algo más del 11% en media en España. Andalucía destaca en esta reducción y se pone a la cabeza, con casi un 13% de reducción, un dato que igualmente destaca este dirigente sindical.

Para Blanco, es necesario que la reducción de tasa de abandono educativo temprano se siga manteniendo, si bien tiene signos de dejar estos porcentajes en algunas comunidades autónomas como Madrid, Extremadura y Galicia, “precisamente aquellas en las que las políticas conservadoras han acuciado más significativamente los recortes en educación. Es el momento, argumenta Blanco, de plantearse la prolongación de la escolarización hasta los 18 años tal como en muchos países de la UE, facilitar el reconocimiento de la formación realizada y de las competencias laborales o generalizar la FP cubriendo la demanda con adecuación a las características de los colectivos que ha abandonado las aulas.” Hemos de recordar que sólo en Andalucía en el presente curso escolar 7.000 escolares no pudieron matricularse en FP por carecer de plazas. Es por todo ello que Blanco considera necesario que “las políticas laborales acompañen a las educativas de modo que se evite la rotación laboral o la precariedad de las contrataciones debido a la falta de formación de parte de la población joven.”

El estudio evidencia que la mejora de la formación de la bolsa de jóvenes incluidos en la actual tasa de abandono educativo temprano es posible y económicamente viable. Según argumenta Blanco, “con otras políticas educativas y laborales, elaboradas desde el consenso, puede lograrse y consolidarse una baja tasa de abandono temprano, situación que se encuentra detrás del alarmante paro juvenil.” Para Blanco, las medidas educativas que requiere el alumnado español, y concretamente en andaluz, “no son las que se recogen en la ley Wert que apuesta por la imposición de un modelo con itinerarios o vías escolares muertas sin continuidad en otros niveles educativos, por una falta de financiación específica o por la privatización de la educación pública que es la única garante de equidad e igualdad para toda la población por igual.”

Blanco finaliza indicando que “los recortes educativos están sobrecargando de trabajo a los centros educativos y al profesorado perjudicando a los alumnos en peor situación social y con ello cerrando el paso a una mayor reducción del abandono educativo temprano como lo evidencian los datos porcentuales estudiados, una mejora lenta pero progresiva hasta 2011 que cae en picado a raíz de los recortes que se están aplicando en educación. La reforma que requiere la educación es apuntalar medidas de refuerzo y apoyo escolar y no las propuestas interesadas y en nada seriamente argumentadas que plantea la LOMCE.”

El fracaso escolar en la ESO ronda el 10% y no el 25%, según CC OO
Comentarios