viernes 17/9/21

Lo que se dice del CBD

Droga, marihuana, estupefacientes; son términos que aún hoy en día con los avances y aportes de la ciencia son vinculados con el CBD o Cannabidiol, lo cierto del caso es que este compuesto es uno de los cannabinoides que resultaba menos reconocido en la planta de cannabis pues todo el crédito era concedido al Tetrahidrocannabinol o THC, sin embargo, el CBD ha logrado gran credibilidad y ha ganado la batalla de su legalización, tanto es así que, por ejemplo, hablar de hachis en España es posible gracias a diferentes procesos de manipulación que han permitido controlar los niveles de THC en este compuesto vegetal llevándolos por debajo del límite legal en Europa, el cual se sitúa en 0.2%. Cada uno de estos avances en pro de disfrutar de la planta de cannabis de forma saludable y legal han derrumbado el tabú que durante años se ha cernido frente a ella.

¿Qué ha hecho el CBD?

El origen del reconocimiento del CBD en la sociedad actual forma parte de la intervención de la ciencia médica que, desde su descubrimiento en el año 1940, ha decidido tomarlo como protagonista a fin de evaluar con detenimiento cada una de sus bondades y aplicaciones terapéuticas, sin embargo, a pesar de que los resultados hablan por sí solos, aún falta tela por cortar, los estudios no se han dado por culminados y el CBD no es caso cerrado, todo lo contrario, sigue estando en boca de todos, pero lo que sí es más que certero es la nueva visión que tiene la sociedad ante este compuesto, al punto de convertirlo en parte de su rutina diaria gracias a sus bondades naturales carentes de efectos psicoactivos y que no generan adicción.

 El CBD calma el dolor

La dependencia a los fármacos con el fin de aliviar el dolor es una de las consecuencias más comunes del día a día, incluso en cualquier estrato social, por eso el CBD se ha convertido en un potencial aliado gracias a la respuesta natural analgésica, calmante y antiinflamatoria que ejerce sobre el organismo. El mecanismo de acción de este beneficio tiene lugar debido a que los mamíferos poseen un sistema endocannabinoide (ECS) muy especializado que es responsable de mantener el equilibrio de diferentes funciones orgánicas como la reacción al dolor, el sueño o la respuesta inmunológica; de igual forma, el organismo es capaz de producir sus propios endocannabinoides que actúan como neurotransmisores y que interaccionan con los receptores de cannabinoides localizados en el sistema nervioso, en este caso, el CBD puede controlar y disminuir el dolor debido a que interfiere en el trabajo del receptor endocannabinoide, al mismo tiempo que interactúa a nivel de los neurotransmisores y disminuye la inflamación. 

El CBD controla la ansiedad

Este es uno de los temas más controversiales y más investigados en lo que respecta a las bondades del CBD y es que parece ser que la ansiedad, el estrés y la depresión son padecimientos que aumentan de forma vertiginosa sin retroceso. Lo cierto del caso, es que cada vez son más las personas que se hacen dependientes a los fármacos destinados a solventar las patologías, por eso el CBD ha sido recibido con los brazos abiertos, aunque aún tiene unos cuantos detractores. Este nuevo enfoque natural se centra en la acción del CBD sobre el sistema endocannabinoide que se traduce en un estado de calma y relajación, lo mejor de todo, es que no compromete la conciencia ni el estado cognitivo de la persona al carecer de THC, principal cannabinoide responsable del efecto eufórico conocido como “subidón”.

El CBD controla el acné

El acné es uno de los padecimientos más comunes de la sociedad y su aparición está ligada a diversos factores como antecedentes genéticos, respuesta bacteriana, por acción de las glándulas sebáceas localizadas en la piel, entre otras causas, por eso resulta tan difícil combatirlo; pero no todo está perdido, y es que se ha podido demostrar que el CBD tiene una valiosa actuación en este campo gracias a su propiedad desinflamatoria, por si fuera poco, también interfiere sobre las glándulas sebáceas para regular la producción de sebo.

El CBD es neuroprotector

Parece mentira como el CBD ha logrado cambiar la visión del cannabis al punto de ser reconocido su efecto neuroprotector. Y es que, a pesar de que aún se requieren de más aportes científicos, lo que hasta hoy se presenta, demuestra que el CBD influye de forma positiva sobre el sistema endocannabinoide beneficiando a aquellas personas que padecen de trastornos de origen neurológico, de igual forma su efecto calmante permite mejorar la calidad del sueño de las personas con enfermedades neurodegenerativas como el Parkinson; además, su efecto antioxidante combate la acción de los radicales libres y protege las células cerebrales.  El CBD está al alcance de todos y existen sitios web especializados como JustBob donde se pueden adquirir productos derivados del cannabis que cumplen con los estándares de calidad y las normativas legales.

Lo que se dice del CBD
Comentarios