jueves 28/10/21

Descubierta en Almería una trama que ofrecía contratos falsos de trabajo a extranjeros a través de una asesoría

La actuación es del Cuerpo Nacional de Policía

ALMERÍA.- Agentes de la Policía Nacional han desarticulado una organización que ofrecían contratos falsos de trabajo, a inmigrantes ilegales, para solicitar permisos de residencia en la oficina de extranjeros. Los arrestados cobraban entre 1000 y 1500 euros a los ciudadanos extranjeros. Los detenidos daban de alta a los inmigrantes empleando el nombre de una empresa fantasma dedicada a la construcción.

Los tres arrestados, dos mujeres y un hombre, formaban un entramado empresarial en el que la organización la dirigía una asesora de nacionalidad rumana, la cual regentaba una asesoría en un local de la carretera Alicún en Roquetas de Mar. La segunda detenida también de nacionalidad rumana, se presentaba como empresaria de la construcción y ofrecía contratos de trabajo a nombre de su empresa sin actividad mercantil; y el tercer detenido de nacionalidad senegalesa, actuaba como intermediario de las anteriores captando a inmigrantes para ofrecerles contratos de trabajo a cambio de dinero.

Desarrollo de la investigación

Las investigaciones, llevadas a cabo por la UCRIF de la Policía Nacional en Almería dieron comienzo cuando varias de las víctimas estafadas denunciaron los hechos en la Comisaría. Se tuvo conocimiento de la existencia de una asesoría en un local de la Carretera Alicún de Roquetas de Mar, regentada por una de las detenidas. En dicha asesoría se estaba estafando a inmigrantes mediante la venta de contratos de trabajo a nombre de empresas ficticias. Con estas empresas se estaba simulando mantener relaciones laborales con trabajadores para la obtención indebida por parte de estos de prestaciones de la Seguridad Social, la obtención de autorizaciones de residencia y trabajo por parte de ciudadanos extranjeros u otros supuestos como el cobro de indemnizaciones del Fondo de Garantía Salarial (FOGASA) o prestaciones de maternidad, es decir, que estas empresas en realidad no tendrían actividad laboral ninguna y su único fin sería dar soporte legal a dichos contratos para los objetivos expuestos.

Hasta el momento se han detectado cerca de una treintena de personas estafadas, marroquíes y subsaharianos, que han perdido en la estafa alrededor de 35.000 euros.

Los tres detenidos han sido puestos a disposición judicial del Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de Almería.

Descubierta en Almería una trama que ofrecía contratos falsos de trabajo a extranjeros...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad