viernes. 02.12.2022

Asegura que "el fallecimiento del perjudicado habría sido en cualquier caso inevitable"

SEVILLA, 18 (EUROPA PRESS)

El Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha resuelto indemnizar con 6.000 euros a la familia de Piotr Piskozub, el joven polaco fallecido el 2 de octubre de 2013 en el centro de acogida municipal después de haber sido dado de alta en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla, según figura en una resolución de la Dirección Gerencia de dicha institución adelantada por la edición andaluza de Eldiario.es y recogida por Europa Press.

La familia de Piotr Piskozub, cuyo fallecimiento conmocionó a la sociedad hispalense y despertó todo un debate en torno al tratamiento a las personas sin hogar, inició en 2017 un expediente de responsabilidad patrimonial ante el SAS, en demanda de una indemnización total de 136.681,70 euros por la muerte del joven.

Ello, después de que la Audiencia de Sevilla confirmase en septiembre de 2016 el archivo de la causa abierta contra tres médicos y un enfermero del Hospital Virgen del Rocío a cuenta de la muerte de esta persona.

Según la reclamación patrimonial de la familia, entre las 21,54 y las 22,20 horas del 1 de octubre de 2013, el sistema de Emergencias 112 y la empresa Pública de Emergencias 061 recibieron varias llamadas telefónicas alertando de que Piotr se encontraba "muy enfermo" en el suelo en la avenida de la República Argentina.

Una vez fue atendido allí, según el relato de la familia, el joven polaco fue trasladado en ambulancia al hospital Virgen del Rocío, donde ingresó en el área de urgencias a las 00,29 horas del 2 de octubre, siendo valorado en la sala de triaje por el profesional de enfermería asignado y derivado a una consulta donde se encontraba un facultativo interno residente de segundo año en medicina interna.

ALTA MÉDICA

Según la familia, Piotr fue dado de alta por dicho facultativo con el juicio clínico de "problemática social" a las 2,06 horas y trasladado por el Cecop al albergue municipal, de forma que "no se le realizó ninguna prueba a pesar de observarse muy desnutrido y con unos 30 kilos de peso, tal y como recoge el informe de alta".

La reclamación patrimonial señalaba que Piotr falleció entre las 13,30 y las 14,30 horas del 2 de octubre cuando se encontraba en el albergue municipal, siendo la causa de la muerte "una neumonía por neumococo y S. Aureus en paciente con tuberculosis miliar que afecta al pulmón, hígado y riñón" y sucediendo el fallecimiento "12 horas después de que hubiera sido atendido, dado de alta y derivado a un centro de acogida por parte de personal médico y sanitario" del servicio de Urgencias del Virgen del Rocío.

Para la familia, la relación de causalidad entre la muerte de Piotr y la atención recibida por el SAS "está más que demostrada", pues los forenses que intervinieron en las diligencias previas, respecto a la prueba de auscultación, depusieron que con la patología que presentaba Piort "sus pulmones pesaban en conjunto 1.760 gramos cuando el peso normal sería de 750 a 800 gramos".

"Pesaban por tanto más del doble que en condiciones normales, y evidentemente esto indica que existe una enfermedad o infección", aseveraba la familia.

RECONOCIMIENTO PARCIAL

Tras analizar pormenorizadamente el caso, la Dirección del SAS expone en esta resolución que, en efecto, "no se pusieron a disposición del perjudicado todas las pruebas complementarias disponibles y que, de algún modo, habrían facilitado un diagnóstico de la patología que contribuyó a su fallecimiento".

Dicha conclusión, eso sí, es alcanzada "sin dejar de tener presente que el fallecimiento del perjudicado habría sido en cualquier caso inevitable", con lo que "la indemnización para sus familiares lo es por el daño moral originado al propio perjudicado y no por la pérdida del ser querido".

A tal efecto, la resolución esgrime que un informe forense determinó que "incluso si el proceder hubiese sido otro, nada habría impedido el fallecimiento" del joven, pues "la patología que padecía, infección generalizada, neumonía grave y tuberculosis con afectación de órganos, llevaba aparejada ineludiblemente el fatal desenlace".

Por eso, el SAS estima sólo parcialmente la reclamación patrimonial de los familiares, fijando una indemnización de 6.000 euros para los mismos frente a la petición de 136.681,70 euros.

El SAS acuerda indemnizar con 6.000 euros a la familia del polaco sin hogar muerto 12...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad