viernes. 09.12.2022

El pleno de la Diputación aprueba sus presupuestos con el apoyo del PSOE y Cs y rechazo del resto de grupos

El PSOE defiende que son "extremadamente buenos" mientras el PP e IU avisan de "continuismo" y de "baja ejecución presupuestaria"

El PSOE defiende que son "extremadamente buenos" mientras el PP e IU avisan de "continuismo" y de "baja ejecución presupuestaria"

SEVILLA, 17 (EUROPA PRESS)

El pleno de la Diputación de Sevilla, celebrado este jueves en sesión extraordinaria, ha aprobado el proyecto presupuestario de 2023, que asciende a 543,13 millones de euros tanto en su cifra de gastos como de ingresos, frente a los 528,2 millones de euros de las cuentas del año en curso, con lo que los nuevos presupuestos crecen más de 14,8 millones de euros. El proyecto presupuestario ha contado con el voto favorable del Grupo socialista, que gobierna con mayoría absoluta, y de Cs, mientras el resto de grupos ha votado en contra.

La diputada de Presidencia y Hacienda, la socialista Trinidad Argota, ha sido la encargada de desgranar "las tripas" de este nuevo documento presupuestario en el que, a grandes rasgos, los citados 543,13 millones de euros están integrados por 135,2 millones de euros para el capítulo de personal, es decir los sueldos y cotizaciones de la plantilla de la Diputación y de sus organismos y sociedades, lo que abarca el 24,9 por ciento del total; más 49,3 millones de euros en bienes corrientes y servicios del funcionamiento de la entidad provincial, un nueve por ciento del total.

También figuran en esa cifra global más de 561.000 euros en gastos financieros, siete millones para el fondo de contingencia, 131,6 millones para transferencias corrientes, 64,2 millones para el capítulo seis de inversiones reales, 47,8 millones para transferencias de capital, 106,6 millones que permanecen como activos financieros acumulados por la entidad y casi 595.000 euros como pasivo, es decir como deuda.

LOS GASTOS TANGIBLES

De estos 543,13 millones de euros presupuestados para gastos, algo más de 435,85 millones están catalogados como gastos no financieros y, por ende, corresponden al dinero a emplear en servicios públicos, inversiones, políticas activas, apoyo económico a los ayuntamientos y al tejido social o los gastos de funcionamiento de la propia entidad provincial.

Dentro de 435,85 millones de euros de gastos no financieros, figuran 30,9 millones para el servicio de salvamento y extinción de incendio, marcado este año por el trasvase de los efectivos de la Diputación al Consorcio Provincial creado años atrás por la institución junto con los municipios, extremo que motiva que este año este programa crezca 8,8 millones, un 39,8 por ciento; además de cinco millones específicos para la adquisición de nuevos vehículos auto escala.

Figuran además 12,9 millones de euros para actuaciones de urgencia en municipios con problemas de abastecimiento de agua a cuenta de la sequía.

Los nuevos presupuestos contemplan igualmente 86,5 millones para los servicios sociales comunitarios que financia la Diputación en los municipios de menor población, 50,7 millones para el servicio de ayuda domiciliaria en tales localidades, merced a los fondos estatales y autonómicos para esta medida; 44 millones para la nueva edición anual del Plan de Fomento del Empleo Agrario (Pfoea), cofinanciado entre el conjunto de administraciones; 15 millones para una nueva edición del Plan de Prevención de la Exclusión Social de contratos temporales entre desfavorecidos o cinco millones para una nueva edición de las ayudas de emergencia social a personas en situación de vulnerabilidad.

LOS PRECIOS DE LSO MATERIALES

La Casa de la Provincia contará con 1,8 millones de euros y la sociedad Prodetur de desarrollo turístico y económico contará con un presupuesto de casi 12,7 millones de euros; figurando además once millones para medidas de prevención de inundaciones en los pueblos y 11,2 millones para apoyar a los municipios ante la revisión al alza de los costes de sus obras por el incremento del precio de las materias primas y por la inflación.

Según el Gobierno provincial socialista, las inversiones alcanzan la cifra de 112 millones de euros, el 25,7 por ciento del total de los gastos no financieros, y las transferencias de la Diputación a los ayuntamientos para gastos corrientes, servicios e inversiones superan los 222,6 millones de euros.

Durante el debate plenario, el diputado de Vox, Rafael García, ha mostrado su rechazo a los nuevos presupuestos considerando que no responden a la "realidad" socioeconómica de la provincia, que su eficiencia en "más que discutible" y que no dedican "suficientes recursos" para las familias desfavorecidas o los colectivos vulnerables. Además, ha opinado que están marcados por el "electoralismo" y que contienen partidas "ideológicas".

DEBATE PLENARIO

En el caso de Cs, Manuel Benjumea ha expuesto que no se trata de los presupuestos que habría diseñado su formación, pero ha reconocido que sí se trata del presupuesto que, en gran medida, "necesita la provincia", llamando a "trabajar en equipo desde la cooperación" y defendiendo que Cs tiene como prioridad "el apoyo a las personas".

La diputada María Izquierdo (IU) ha manifestado que frente a la "situación extraordinaria" que afronta la sociedad fruto de la crisis energética, la inflación o las consecuencias económicas de la guerra de Ucrania, el Gobierno provincial ha diseñado "uno más" de los presupuestos convencionales de la entidad. Especialmente, ha avisado de los "bajos niveles de ejecución", señalando "cuatro años consecutivos" de incumplimiento de los objetivos de ejecución y avisando de que la del presupuesto de 2020 apenas superó el 50 por ciento. Por eso, ha reclamado retirar los presupuestos.

La portavoz popular, María Eugenia Moreno, ha considerado del mismo modo que pese a la situación excepcional de la sociedad por los aspectos ya mencionados, el Gobierno provincial socialista "repite los mismos titulares" y diseña un presupuesto "continuista" y "alejado de la realidad". Así, ha criticado el "inmovilismo" del Gobierno provincial socialista, incidiendo también en que el grado de ejecución es "mínimo", hasta el punto de que hay programas completos que "no se ejecutan".

EL PSOE REACCIONA

No obstante, Trinidad Argota ha rechazado tales argumentos, criticando que el PP no hubiese formulado enmiendas al nuevo proyecto presupuestario durante la tramitación del mismo y defendiendo que el "desarrollo social", los municipios y los ciudadanos son la prioridad del nuevo texto presupuestario. Especialmente, ha defendido las partidas para el servicio de bomberos y las actuaciones a cuenta de la sequía.

"Es un presupuesto extremadamente bueno", ha defendido, avisando de que la oposición hace un "análisis simplista" de la ejecución presupuestaria porque hay capítulos donde supera el cien por ciento.

Ha rematado el debate el presidente de la institución, el socialista Fernando Rodríguez Villalobos, quien ha defendido la "decencia y honestidad" de los nuevos presupuestos, así como que los mismos propulsan la "autonomía" municipal. "Es muy difícil oponerse a estos presupuestos", ha considerado. En cuanto al grado de ejecución presupuestaria, ha esgrimido que incide la labor que afronta la entidad para desplegar las inversiones adicionales de los programas Contigo y Supera, financiados con cargo a los remanentes de tesorería de la Diputación.

Así, el nuevo presupuesto ha sido aprobado con el voto a favor del PSOE y de Cs, mientras el resto de grupos ha votado en contra del texto.

El pleno de la Diputación aprueba sus presupuestos con el apoyo del PSOE y Cs y rechazo...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad