viernes. 07.10.2022

JUCIL teme que este verano no se pueda garantizar la seguridad ciudadana en Roquetas de Mar-Aguadulce

 La Asociación Profesional de la Guardia Civil advierte que en la actualidad hay 43 agentes de baja laboral y pide a la subdelegación del Gobierno que analice las condiciones en las que están trabajando los compañeros
Archivo - Agentes de Guardia Civil en Roquetas de Mar (Almería)
Agentes de Guardia Civil en Roquetas de Mar (archivo)

ROQUETAS DE MAR.- La Asociación Profesional de la Guardia Civil, JUCIL, ha alertado de la disminución de efectivos en el puesto principal de Roquetas de Mar-Aguadulce hasta el punto de que hay  43 agentes de baja laboral, de una plantilla de 190 componentes, lo que provoca que no se pueda garantizar la seguridad en esta localidad.

Nota de prensa

La Asociación Profesional de la Guardia Civil, JUCIL alerta de la disminución de efectivos destinados en el puesto principal de Roquetas de Mar-Aguadulce como consecuencia de diversas bajas médicas. En estos momentos, hay 43 agentes de baja laboral, de una plantilla de 190 componentes, lo que supone que todos los servicios que se prestan en la zona se cubren con un 25 por ciento menos de la plantilla, restando capacidad de actuación y efectividad ante cualquier situación delicada.

Ante esta situación, JUCIL alerta de que con los actuales efectivos de la Guardia Civil no se pueda ejercer los servicios de seguridad de manera adecuada ni atender los requerimientos de la ciudadanía de la zona, que en estas fechas de verano multiplica su presencia, a través de los complejos turísticos, hoteles y apartamentos.

Para Agustín Leal, portavoz de JUCIL “en este puesto principal se están sucediendo situaciones que hacen que nuestros compañeros sufran un exceso de responsabilidad, generando estrés laboral y en algunos casos hay compañeros a los que se les cambia de lugar de trabajo o grupo operativo sin justificación objetiva”.

La Asociación Profesional de la Guardia Civil, JUCIL lamenta que en estos momentos estos efectivos no cuenten con turnos de trabajo dignos que hagan posible la conciliación familiar, más aún cuando sus parejas también trabajan. Sirva como ejemplo, turnos que abarcan tres tardes seguidas y a su vez cuatro noches más. Son secuencias de trabajo interminables, por no decir imposibles, ya que el elevado nivel de incidencias que hay en la demarcación hacen que las intervenciones durante el servicio sean continuas.

Cobertura a una víctima de Violencia de Género

La situación es tan preocupante que en los últimos días, componentes de la unidad se están viendo obligados a realizar la vigilancia a una víctima de violencia de género, con nivel alto de peligrosidad por un solo agente, siendo amenazados con expedientes disciplinarios por desobedecer una orden quienes se niegan a realizar un servicio tan delicado con un solo componente.

A esto hay que sumar la ausencia por parte de los responsables a nivel Comandancia, tanto de medidas de refuerzo como en prevención de riesgos laborales que aclaren tanto la situación de personal de la unidad como las carencias de seguridad en el acuartelamiento tales como la falta de seguridad por no reparar elementos tan básicos como el motor de la puerta de acceso de las instalaciones de Aguadulce, la cual se encuentra estropeada desde hace más de tres meses

Posible crisis de seguridad

Ante la gravedad de esta situación, JUCIL insta a los responsables en materia de seguridad, a la subdelegación del Gobierno y a la Comandancia de la Guardia Civil en Almería que analicen las condiciones en las que están trabajando los compañeros en el puesto principal de Roquetas de Mar - Aguadulce y los riesgos evidentes que se pueden producir en esta zona, que en verano puede quintuplicar su población. En estos momentos, por ejemplo, los servicios nocturnos se cubren con tres patrullas en una amplia zona de actuación y por lo tanto se solicita reforzar las plantillas hasta que los compañeros reciban el alta médica.

QUIENES SOMOS

La Asociación Justicia Civil JUCIL, colectivo en la Guardia Civil, se creó en el 2018 con el objetivo de defender los intereses y derechos de los agentes de la Benemérita ante las instituciones. Esta representación oficial surgió inicialmente a través de Jusapol, el colectivo de policías y guardias civiles de toda España, que demanda la equiparación salarial con el resto de las policías autonómicas. Actualmente JUCIL cuenta con más de 10.00 afiliados y representantes en todo el territorio nacional.

JUCIL teme que este verano no se pueda garantizar la seguridad ciudadana en Roquetas de...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad