martes 25/1/22

Saladine Dris Amar, primer bebé de 2022 en Melilla, mientras en 2021 se mantuvo un fuerte descenso de nacimientos

Saladine Dris Amar se ha convertido en el primer nacido en Melilla en 2022, después de ser alumbrado a las 5,22 horas de este sábado en el Hospital Comarcal, según ha informado la Dirección Territorial del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (Ingesa).

MELILLA, 1 (EUROPA PRESS)

Saladine Dris Amar se ha convertido en el primer nacido en Melilla en 2022, después de ser alumbrado a las 5,22 horas de este sábado en el Hospital Comarcal, según ha informado la Dirección Territorial del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (Ingesa).

El alumbramiento se produce en un escenario de fuerte descenso de partos en el Hospital Comarcal, que ha pasado de atender 3.001 gestaciones del año 2015 a las 886 de 2021, bajada que se ha visto notablemente incrementada con el cierre de la frontera con Marruecos desde marzo de 2020 por la crisis del coronavirus.

El niño Saladine Dris Amar es hijo de Sarah Amar El Amrani y Ali Dris Mimun, y ha nacido a las 05,22 horas de este 1 de enero de 2022 por parto natural, han señalado desde Ingesa, que ha detallado que el pequeño ha medido 50 centímetros y ha pesado 3.400 gramos. Tanto la madre como el bebé se encuentran bien, han resaltado desde le organismo dependiente del Ministerio de Sanidad.

Por otro lado, ha subrayado que en la jornada del 31 de diciembre de 2021 no se produjeron partos en el Hospital Comarcal y, por tanto, el último bebé del 2021 nació el pasado 30 de diciembre.

UN TERCIO DE PARTOS

La Dirección Territorial del Ingesa también ha comunicado que el Hospital Comarcal ha cerrado 2021 con 886 partos, "con lo que se consolida la tendencia a la baja de los últimos seis años desde que alcanzó en 2015 la cifra más alta con 3.001 partos".

La evolución anual de partos en EL centro sanitario melillense, tomando como referencia el año récord de partos, el de 2015, ha pasado de 3.001 en aquel ejercicio, a 2.946 en 2016; 2.799 en 2017; 2.564 en 2018 y 2.476 en 2019.

Sin embargo, a partir del cierre de la frontera entre Melilla y Marruecos decidida de manera unilateral por las autoridades marroquíes, en un intento por controlar la pandemia, decisión a la que meses después se sumó también el Ministerio del Interior español, es cuando más se ha incrementado el descenso de atención de partos en el hospital melillense.

Así, en 2020 fueron la mitad que el ejercicio anterior, al pasar de 2.476 a 1996 gestaciones y en 2021 de un tercio, concretamente 886, ya que el cierre fronterizo impide llegar ya a parturientas de Marruecos que pasaban a suelo español para ser atendidas en el centro sanitario, donde existe la obligación legal de atenderlas, aunque no abonen la factura de atención sanitaria que les expiden cuando son dadas de alta.

Saladine Dris Amar, primer bebé de 2022 en Melilla, mientras en 2021 se mantuvo un...