domingo 5/12/21

VITORIA, 1 (EUROPA PRESS)

El rey Felipe VI ha subrayado este martes, en la inauguración del Centro Memorial de Víctimas del Terrorismo, que la memoria de los damnificados por la actividad terrorista es "un elemento esencial para evitar cualquier legitimación o justificación del terrorismo y para que no se vuelva a repetir el injusto dolor causado a las víctimas".

La inauguración de este espacio, ubicado en Vitoria-Gasteiz, ha estado presidida por el propio Felipe VI y por doña Letizia, y ha contado con la presencia del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y del lehendakari, Iñigo Urkullu, entre otros representantes institucionales y de asociaciones de víctimas.

Felipe VI ha iniciado su intervención mostrando su reconocimiento a las asociaciones de víctimas y destacando el trabajo y el esfuerzo desarrollados para que finalmente se pueda inaugurar de manera oficial el Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo y su exposición permanente.

El rey ha recordado que la Fundación del Centro para la Memoria de las Víctimas del Terrorismo está compuesta por una representación plural de las administraciones central, autonómica y local, así como por representantes de las Cortes Generales y de las propias víctimas del terrorismo.

Esta Fundación estatal, presidida por el propio monarca, está constituida por mandato de la Ley de Reconocimiento y Protección Integral de las Víctimas del Terrorismo, en la que se recoge --según ha recordado Felipe VI--, la creación de un Centro Nacional para la Memoria con sede en el País Vasco.

El rey ha mostrado su agradecimiento a la ciudad de Vitoria-Gasteiz, por el "importante gesto" de acoger este centro, así como a su alcalde, Gorka Urtaran, por el "impulso" que ha dado a la rehabilitación del entorno de su sede.

El monarca ha explicado que en los últimos años, el proyecto del Memorial "se ha desarrollado de manera muy satisfactoria", un proceso que ha culminado con la rehabilitación de la antigua sede del Banco de España en la capital alavesa, que ahora alberga el Memorial.

Por otra parte, ha explicado que está "en marcha" el proyecto para la futura sede del memorial en Madrid, de la que ha indicado que "profundizará en el conocimiento del terrorismo yihadista" y que velará por la memoria de "todas las víctimas del terrorismo".

En el caso del memorial de Vitoria, ha afirmado que se trata de un centro que permitirá disponer de un espacio "para seguircumpliendo y aún en mejores condiciones" objetivos como el de "preservar y difundir los valores democráticos y éticos que personifican las víctimas del terrorismo", o "construir la memoria colectiva de las víctimas y concienciar al conjunto de la población en la defensa de la libertad y de los derechos humanos y contra el terrorismo".

En este sentido, ha recordado que desde 2016, la Fundación del Memorial desarrolla una actividad investigadora, divulgativa, de reconocimiento de las víctimas, y educativa. Una labor que --según ha dicho-- se lleva a cabo "de forma intensa y rigurosa".

El rey ha afirmado que la exposición permanente del Memorial, junto con la muestra temporal 'Once de marzo', es un proyecto "pionero en Europa", que se sitúa "a la vanguardia de los distintos memoriales que se están poniendo en marcha en los países de nuestro entorno".

El proyecto --ha añadido-- está llamado a ser "un referente internacional para la visibilidad de las víctimas del terrorismo, de su memoria y dignidad y, por tanto, para el fortalecimiento de los valores democráticos que las víctimas representan y que nos hacen mejores como sociedad".

El rey ha añadido que la memoria de las víctimas del terrorismo "es consustancial a nuestros valores constitucionales". En este sentido, ha recordado que las Cortes Generales aprobaron en 2011 por unanimidad la Ley de Reconocimiento y Protección Integral a las Víctimas del Terrorismo, que subraya "el valor de la memoria como la garantía última de que la sociedad española y sus instituciones representativas no van a olvidar nunca a los que perdieron la vida, sufrieron heridas físicas o psicológicas o vieron sacrificada su libertad como consecuencia del fanatismo terrorista".

Felipe VI ha destacado, asimismo, que el preámbulo de esa ley destaca que "el Estado salvaguarda así el recuerdo de las víctimas del terrorismo con especial atención a su significado político, que se concreta en la defensa de todo aquello que el terrorismo pretende eliminar para imponer su proyecto totalitario y excluyente".

En la misma línea, ha añadido que la ley subraya que "la significación política de las víctimas exige su reconocimiento social y constituye una herramienta esencial para la deslegitimación ética,social y política del terrorismo".

Según ha explicado, también el Parlamento vasco ha situado la memoria "en el centro mismo del reconocimiento social de las víctimas", dado que la Ley vasca de Reconocimiento y Reparación de las Víctimas del Terrorismo señala que "si verdad es conocimiento de los hechos, memoria es reconocimiento social de los mismos".

La ley vasca --ha añadido-- garantiza "el reconocimiento público y oficial del sufrimiento causado a un inocente y de la significación política de su condición de víctima".

Felipe VI ha destacado que con la inauguración de este centro memorial "damos un gran paso para satisfacer realmente esa necesidadpública de memoria; y de manera especial con su propuesta permanente de exponer los hechos que todos recordamos, porque los hemos vivido, y a cuyo conocimiento tendrán acceso, con rigor, las generacionesque han tenido la fortuna de no sufrirlos".

El memorial, según ha indicado, también permitirá "profundizar en el conocimiento de la actual amenaza yihadista". Asimismo, ha manifestado que "la memoria de las víctimas -además, por supuesto, de la ley- constituye un elemento esencial para evitar cualquier legitimación o justificación del terrorismo y para que no se vuelva a repetir el injusto dolor causado a las víctimas".

"La memoria es, pues, imprescindible para preservar la verdad, la dignidad y la justicia, los pilares en los que debe basarse el reconocimiento de las víctimas", ha añadido.

SÍMBOLO DE LA DEFENSA DE LAS LIBERTADES

El rey ha explicado que la exposición que alberga el memorial "nos recuerda que las víctimas del terrorismo son, a su vez, uno delos pilares éticos de nuestro sistema democrático". "Son, en definitiva, símbolo de la defensa de nuestras libertades y del Estado de Derecho, que representan los valores que los terroristas pretendieron destruir, y que son valores que emanan de nuestra Constitución, del proyecto común de la UE, de la Carta de Naciones Unidas y de la Declaración Universal de los Derechos Humanos".

"Preservar la memoria de las víctimas es, por tanto, un ejercicio de respeto y de justicia, pero también un elemento esencial para que las generaciones venideras sean siempre conscientes de la gravedad de lo sucedido, del dolor que el terrorismo provoca a toda la sociedad y a sus víctimas en particular, y de la permanente obligación que toda sociedad y todo Estado tiene de combatirlo", ha manifestado.

Esa lucha contra el terrorismo --según ha añadido-- debe llevarse a cabo "con la ley, con sus capacidades policiales, de investigación y de cooperación internacional, y con la labor jurisdiccional de lostribunales de Justicia", de forma que se consiga evitar que "vuelva a ocurrir" lo sucedido con el terrorismo.

"El reto que hoy nos convoca la inauguración de este centro, pionero para la preservación de la memoria de las víctimas, merece nuestro más firme compromiso y el de todas las personas que desean vivir en democracia y en libertad, y que trabajan por la convivencia pacífica de todos los ciudadanos", ha manifestado.

El rey subraya que la memoria de las víctimas es "esencial" para evitar la legitimación...
Comentarios