sábado. 22.06.2024

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

El ministro del Interior en funciones, Fernando Grande-Marlaska, y el vicepresidente de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, se han reunido este miércoles en Nuakchot (Mauritania) con el presidente del país, Mohamed Ould Ghazouani, y otros miembros de su Gobierno para abordar la mejora de la cooperación migratoria que "ya ha evitado 7.000 llegadas a Canarias este año".

La visita ha versado especialmente sobre las salidas irregulares hacia las islas Canarias y ha servido para "abordar las vías de mejora en la cooperación existente" en lo referente a las rutas migratorias en el Atlántico y en la lucha contra las mafias que trafican con seres humanos, según ha informado el Ministerio del Interior en un comunicado.

"La lucha contra la inmigración irregular no solo es un desafío bilateral común entre España y Mauritania, sino también una responsabilidad compartida con la Unión Europea", ha señalado Grande-Marlaska, que ha abogado por "incrementar la cooperación a nivel europeo".

El ministro viaja el próximo lunes a Senegal, país de cuya costa parte la mayoría de los cayucos que en están llegando a la isla de El Hierro, según señalan fuentes policiales. De enero a septiembre, casi 15.000 migrantes habían llegado de forma irregular a Canarias por vía marítima, de acuerdo al balance oficial de Interior.

EXTENDER EL MODELO A OTROS PAÍSES

Grande-Marlaska ha expresado ante el presidente Ghazouani y el vicepresidente Schinas la voluntad del Gobierno español de "hacer extensivos a otros países el modelo de colaboración entre España y Mauritania, que tan buenos resultados ha dado".

En concreto, se ha referido al "ejemplo" de los equipos policiales conjuntos tanto de Policía Nacional como de Guardia Civil que están desplegados en Mauritania y que "trabajan codo con codo con sus colegas mauritanos en el patrullaje marítimo aéreo y terrestre y en la investigación y desarticulación de mafias de tráfico y trata".

Entre ambos cuerpos suman, según Interior, cerca de medio centenar de agentes que cuentan con sus propios medios terrestres, con patrulleras y embarcaciones y con helicópteros y aviones.

"Su trabajo ha evitado en origen, solo desde Mauritania, que cerca de al menos 7.000 migrantes hayan llegado a Canarias, lo que supone menor presión para las islas pero también menos vidas que se ponen en grave riesgo en el mar en peligrosas travesías", ha señalado el Ministerio. Equipos similares operan también en Gambia o Senegal.

CUARTO VIAJE A MAURITANIA

La reunión en Mauritania es la cuarta visita del ministro del Interior al país africano y supone el sexto encuentro de trabajo con los mandatarios mauritanos. Grande-Marlaska ha aprovechado para agradecer el "excelente trabajo conjunto" establecido desde hace años y ha abogado por "incrementar la cooperación a nivel europeo".

Grande-Marlaska ha hablado de Mauritania como "socio clave y estratégico" en ámbitos como la inmigración irregular, la lucha contra el terrorismo o la lucha contra la delincuencia organizada grave.

"Esta reunión tripartita pone precisamente de manifiesto que la lucha contra la inmigración irregular no es un desafío bilateral común entre España y Mauritania, sino también una responsabilidad compartida entre Mauritania, la UE y todos sus Estados miembro", ha destacado, recordando que esto mismo forma parte de la estrategia de la Presidencia de turno del Consejo de la UE.

VISITA A POLICÍAS EN MAURITANIA

Tras la audiencia con el presidente mauritano, Grande-Marlaska y Schinas han visitado las oficinas del proyecto POC Mauritania-UE de lucha contra el tráfico ilegal de personas, en el que especialistas de la Policía Nacional española trabajan con las Fuerzas de Seguridad Mauritanas en la desarticulación de mafias.

Los agentes españoles que participan en este proyecto se suman a los efectivos de Policía Nacional y de la Guardia Civil desplegados en Mauritania, principalmente en Nuadibú y Nuakchot, y dedicados al patrullaje y a las investigaciones contra las redes de tráfico o trata, labores que realizan conjuntamente con las autoridades mauritanas.

Grande-Marlaska y Schinas también se verán con ministros de Mauritania y con los embajadores de los países miembros de la UE acreditados en Nuakchot en un viaje que se produce apenas una semana después de que el Consejo de la Unión Europea alcanzase un acuerdo clave para desbloquear el Pacto sobre Migración y Asilo, sobre el Reglamento de Crisis, que era el último expediente que quedaba por cerrar para culminar el Pacto, algo que España había incluido como una prioridad para su presidencia de turno en materia de Interior.

Marlaska destaca en Mauritania que la labor policial conjunta ha evitado 7.000 llegadas...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad