martes 19/10/21

El marinero Pablo Costas llega a la ciudad Seiyun, desde donde podrá volar a El Cairo y abandonar Yemen tras 11 meses

El marinero de Bueu (Pontevedra) Pablo Costas ha abandonado ya la ciudad yemení de Al Mukallah y se encuentra en un hotel en la localidad de Seiyun, desde donde podrá salir del país en el que lleva retenido 11 meses en dirección a El Cairo, donde hará escala antes de volar a España.
Allegados del marinero gallego Pablo Costas, en una concentración para exigir su repatriación tras 11 meses retenido en Yemen bajo una acusación de supuesta pesca ilegal.

VIGO, 31 (EUROPA PRESS)

El marinero de Bueu (Pontevedra) Pablo Costas ha abandonado ya la ciudad yemení de Al Mukallah y se encuentra en un hotel en la localidad de Seiyun, desde donde podrá salir del país en el que lleva retenido 11 meses en dirección a El Cairo, donde hará escala antes de volar a España.

Así lo han confirmado fuentes del sindicato CUT, que han explicado que Pablo Costas ha llegado pasadas las 20.00 horas de este martes a Seiyun, ciudad situada a unos 300 kilómetros de Al Mukallah. Allí se encuentra alojado en un hotel y la previsión es que este miércoles sea sometido a una prueba PCR para descartar una eventual infección por Covid.

Una vez superado ese trámite, podrá tomar un vuelo a El Cairo (Egipto) y, desde allí, volar a Madrid. No obstante, fuentes de la CUT han precisado que, de momento, no hay confirmación ni de los días ni los horarios de esos vuelos.

Pablo Costas, patrón del buque 'Cobija', fue detenido en septiembre del año pasado, cuando se encontraba en puerto de Al Mukallah, en Yemen, junto al resto de su tripulación (más de una treintena de personas de diferentes nacionalidades), a instancias de las autoridades australianas, bajo una acusación de supuesta pesca ilegal.

El marinero fue condenado a tres meses de arresto y, tras cumplirlos, el fiscal presentó un recurso para paralizar su repatriación. A lo largo de los últimos meses, la CUT y su familia (que han organizado varias concentraciones para pedir la repatriación, la última el pasado sábado) han denunciado la situación en la que Pablo y sus compañeros estaban "secuestrados" en el barco, llegando en las últimas semanas a estar sin comida, ni atención sanitaria, a pesar de las condiciones "insalubres" que tenían.

El Ministerio de Asuntos Exteriores confirmó la liberación, el pasado domingo, de este gallego, tras las gestiones realizadas "personalmente" por el ministro José Manuel Albares, y las llevadas a cabo por las legaciones diplomáticas en Mascate (Omán), El Cairo (Egipto) y Riad (Arabia Saudí), ya que España no tiene embajada en Yemen, país asolado por la guerra civil en los últimos años.

El marinero Pablo Costas llega a la ciudad Seiyun, desde donde podrá volar a El Cairo y...