lunes. 15.04.2024

SEVILLA, 11 (EUROPA PRESS)

El Plan de Inspección desarrollado por la Comisaría de Aguas de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) durante el pasado año 2023 ha detectado más de 1.500 hectáreas de regadío ilegal en toda la cuenca tras revisar "puntos sensibles" en los que existían "sospechas" de actuaciones irregulares.

Así lo ha indicado este jueves el presidente de la CHG, Joaquín Páez, en una entrevista en Canal Sur Televisión recogida por Europa Press, durante la que también ha detallado que en el mismo periodo la CHG ha cerrado "alrededor de 270 pozos irregulares" en el entorno de Doñana, "más de la mitad de manera voluntaria por parte de los propietarios" y tiene "en cartera" el cierre de otros 240 pozos "que ya no tienen posibilidad de recurso".

Con carácter general, Páez ha alertado de que las reservas de agua en la cuenca son "441 hectómetros cúbicos menos que hace un año" y se ha comprometido a seguir trabajando "codo con codo" con las comunidades de regantes para hacer "la mejor planificación de cara a la próxima campaña de regadío".

"Ellos saben que nos esforzamos, están involucrados con nosotros y colaboran comprometidos, lo que nos demandan en campañas con poca agua y sequía es más seguridad, menos agravios comparativos, que nadie coja agua que no puede coger y que todo el mundo se comprometa con el agua que le toca y que decidimos entre todos en las comisiones de desembalse", ha explicado.

Para atender estas exigencias, la Comisaría de Aguas de la CHG ejerce su función de vigilancia "con más ahínco si es posible" para intentar "controlar todas y cada una de las gotas de agua posibles, de hecho hemos aumentado el control en 77.000 hectáreas en dos años".

Páez ha presumido de que Andalucía cuenta con la agricultura "más modernizada probablemente de Europa" porque el 80% del regadío "está modernizado" pero ha advertido de que "nuestra situación climatológica y geográfica demanda que no solo esté el 80%, sino que esté el 100%, y por eso seguimos trabajando en ello".

Ha recordado que la Junta de Gobierno de la CHG decidió en junio de 2005 que "ya no se podían dotar nuevas concesiones para nuevos regadíos" y la cuenca cuenta actualmente con 895.000 hectáreas, "la cuarta parte de los regadíos de toda España".

Sobre la última campaña de inspección de la Comisaría de Aguas, Páez ha indicado que se ha desarrollado por toda la cuenca, en zonas como la comarca de Baza y el Altiplano de Granada, el entorno de Doñana, el olivar de Jaén o la vega de Sevilla y Córdoba "buscando puntos sensibles donde sospechábamos que pudiera haber prácticas irregulares y hemos detectado más de 1.500 hectáreas de regadío ilegal".

Preguntado específicamente por la situación en el entorno de Doñana, el presidente de la CHG ha señalado que la Confederación sigue haciendo su "trabajo de vigilancia del dominio público hidráulico" al margen del acuerdo alcanzado entre Junta y Gobierno y "hemos precintado infraestructuras de regadío que estaban fuera de superficie agrícola regable".

"Seguimos cerrando pozos. De hecho, hemos cerrado alrededor de 270 pozos irregulares. Algunos, más de la mitad, de manera voluntaria, por parte de los propietarios. Y ahora tenemos en cartera el cierre de otros 240 pozos que ya no tienen posibilidad de recurso", ha añadido Páez, que ha explicado que la CHG sigue trabajando en materia de infraestructuras con 350 millones de euros "para conseguir la restauración ambiental de Doñana y además garantizar la actividad de los agricultores legales".

CHG detecta más de 1.500 hectáreas de regadío ilegal y prevé cerrar 240 pozos más en el...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad