martes. 29.11.2022

Cuatro años de cárcel para un joven ceutí por agredir en la calle a un policía local de paisano

La titular del Juzgado de lo Penal número 1 de Ceuta ha condenado a cuatro años, tres meses y un día de cárcel a un varón de 21 años con antecedentes cuya identidad responde a las iniciales B.G.E.Z. como autor de dos delitos de atentado y lesiones agravados por abuso de superioridad y uso de instrumento peligroso en el curso de la paliza que hace un año propinó junto a otros jóvenes en una calle del centro de la ciudad autónoma a un policía local de paisano de 46 años.

CEUTA, 11 (EUROPA PRESS)

La titular del Juzgado de lo Penal número 1 de Ceuta ha condenado a cuatro años, tres meses y un día de cárcel a un varón de 21 años con antecedentes cuya identidad responde a las iniciales B.G.E.Z. como autor de dos delitos de atentado y lesiones agravados por abuso de superioridad y uso de instrumento peligroso en el curso de la paliza que hace un año propinó junto a otros jóvenes en una calle del centro de la ciudad autónoma a un policía local de paisano de 46 años.

Según el relato de hechos probados de la sentencia, a cuyo contenido ha tenido acceso Europa Press, el agente paseaba el 12 de noviembre de 2021 a las 23.00 horas con su esposa y otras personas cuando se toparon con un grupo de alrededor de 25 jóvenes en actitud "agresiva y combativa" a los que intentó "dispersar". Para lograrlo el funcionario se identificó como policía local y empezó a hacer "aspavientos con las manos".

En ese momento, el condenado, "aprovechándose de la ventaja que le daba la superioridad numérica del grupo de agresores", rodeó junto a otros jóvenes al agente "con la intención de menoscabar su integridad y el principio de autoridad que representaba". El policía recibió "diversas patadas y puñetazos" y otro de los agresores no identificado le dio con un palo en la cabeza, lo que le hizo caer "inconsciente" al suelo.

Su esposa intentó auxiliarle, pero los individuos "la empujaron y la tiraron al suelo" y le causaron diversas lesiones de las que tardó en curar 70 días. El tiempo de recuperación de su marido se alargó más de tres meses, ya que padeció traumatismo craneofacial, fractura de los huesos propios de la nariz y diferentes contusiones.

Aunque las cámaras de seguridad del paseo del Revellín, donde tuvo lugar la agresión, no permitieron identificar a los agresores por su escasa "nitidez", el agente identificó "sin dudas" al condenado como el individuo que le había dado "varias patadas tipo kick boxing".

La jueza le ha imputado un "dolo específico" a su proceder al considerar probado que el agente "fue agredido después de identificarse como policía". "Actuó creyendo que debía hacerlo sin que ningún otro fin particular o espurio se haya siquiera alegado, ni extralimitación o abuso del ejercicio, y por ende procede estimar acreditado el delito de atentado a agentes de la autoridad agravado", concluye.

El condenado deberá abonar más de 17.000 euros en concepto de responsabilidad civil al funcionario agredido y a su esposa, así como una multa de 300 euros y las costas procesales.

Cuatro años de cárcel para un joven ceutí por agredir en la calle a un policía local de...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad