jueves. 02.02.2023

Unidas Podemos en Diputación insta a "reducir la precariedad" en contratación del sistema público de salud

El grupo de Unidas Podemos en Diputación ha presentado una moción para su debate en el próximo pleno en la que piden "reducir la precariedad y la temporalidad" en la contratación del sistema público de salud.

MÁLAGA, 21 (EUROPA PRESS)

El grupo de Unidas Podemos en Diputación ha presentado una moción para su debate en el próximo pleno en la que piden "reducir la precariedad y la temporalidad" en la contratación del sistema público de salud.

Así, en la moción proponen que el Pleno de la Diputación inste al Consejo de Gobierno de la Junta "a aprobar un efectivo Plan de Fidelización y Retorno de profesionales sanitarios, que establezca una cuantificación actualizada de profesionales andaluces que trabajan en el sector privado andaluz, en otras comunidades o en el extranjero susceptibles de las medidas de retorno o fidelización, y que atienda las posibilidades de desarrollo profesional, la conciliación y las condiciones retributivas y laborales que promuevan la estabilidad de los equipos".

Además, piden al Consejo de Gobierno de la Junta "restablecer los incentivos profesionales y retributivos para el personal médico que trabaja en exclusiva para el Servicio Andaluz de Salud" y "garantizar la continuidad de los 12.000 trabajadores y trabajadoras del SAS, llevando a cabo un proceso de estabilización, impulsando la cobertura estable y definitiva de este volumen de empleo".

La portavoz del grupo provincial de Unidas Podemos, Maribel González, y la diputada Teresa Sánchez exponen en la moción, consultada por Europa Press, que la pandemia de la Covid "ha sido el mayor y más descarnado test de estrés al que podía someterse a los sistemas sanitarios".

Asimismo, inciden en que "la pandemia no fue una causa, sino un proceso clarificador y agravante de las fallas del sistema y del desorden preexistente en su gestión". A juicio del grupo de Unidas Podemos, "con pandemia o sin ella, la edad media del personal médico era elevada, el acceso a la atención sanitaria en las zonas rurales era inequitativa, los incentivos profesionales para fidelizar a los trabajadores y trabajadoras al sistema público brillaban por su ausencia, y la precariedad, la temporalidad y la sobrecarga de trabajo eran una tónica generalizada".

"Lejos de contribuir a mejorar y fortalecer el sistema sanitario público andaluz, varias decisiones adoptadas en los últimos años están agudizando sus debilidades, especialmente en cuanto al personal se refiere", han advertido en la iniciativa, al tiempo que añaden que "el incremento desmesurado de derivaciones a la sanidad privada es una de ellas y los perjuicios son evidentes en varios sentidos".

"La transferencia al sistema privado está comprometiendo la formación del personal sanitario interno residente, que para completar su aprendizaje requiere de la realización de determinadas actuaciones en hospitales acreditados. Sin embargo, las derivaciones a la sanidad privada han provocado que estas actuaciones hayan dejado de realizarse o se hayan disminuido de tal modo que resulta insuficiente para que el personal en formación pueda cumplir con los requisitos que se le exigen", han agregado.

Paradójicamente, continúan, "el Gobierno andaluz achaca la falta de médicos y médicas a la falta de plazas MIR, mientras simultáneamente no mantiene en los hospitales públicos que los forman el volumen adecuado de actos clínicos para que se conviertan en especialistas. Con ello, se compromete, además, la capacidad de absorción futura del necesario aumento del personal residente".

De igual modo, inciden en que "la tasa de temporalidad del personal sanitario está por encima del 45%, y la previsión para el año 2023 sólo la rebaja en un punto porcentual". "Es comprensible que la juventud recién egresada, y llamada por tanto a protagonizar el relevo generacional imprescindible para la viabilidad del sistema sanitario público, se marche a otras comunidades y países que ofrecen condiciones laborales y retributivas mejores".

Por otro lado, han recordado que en abril de 2019 la Consejería de Salud anunció "dos supuestos planes, nunca publicados ni conocidos: el Plan de fidelización y estabilización de los profesionales de la sanidad andaluza y el Plan de retorno de los profesionales de la sanidad andaluza".

"Anuncios grandilocuentes, como suele ser habitual en el proceder del Gobierno andaluz, que no han tenido traducción alguna en medidas concretas, efectivas y evaluables", han criticado y han apuntado que "de haberse puesto en marcha y aceptar que traspasaron los contornos de la propaganda, su desarrollo ha sido un fracaso. La situación, calificada como grave en aquel momento por el propio ejecutivo, se ha agudizado hasta niveles alarmantes".

Además, han señalado que "a la atracción que ejercen otros sistemas sanitarios nacionales o extranjeros, que ofertan mejores condiciones laborales, se suma la captación de personal sanitario por el sector privado".

En el caso del personal médico, añaden, "la referida captación de personal por parte de las empresas privadas es bastante más fácil desde que el PP decidiera suprimir el complemento que recibían los facultativos que trabajaban en exclusiva para el Servicio Andaluz de Salud". "En 2023, casi 30 millones de euros de dinero público se derivarán a los quirófanos de la sanidad privada, mientras se mantienen los quirófanos del SAS cerrados por la tarde. A pesar de su cadena de decisiones erráticas y de escaso talento, el Ejecutivo andaluz mantiene que no contrata más personal sanitario porque no lo hay".

"Como colofón de esta somera relación de ejemplos de la cadena de despropósitos, baste recordar la renovación in-extremis de los 12.000 trabajadores y trabajadoras del SAS cuya continuidad pendía de un hilo, y que podían haber corrido la misma suerte que los 8.000 trabajadores y trabajadoras a los que el gobierno de Moreno decidió no renovar hace ahora poco más de un año", han señalado.

Así, han insistido en que "de seguir persistiendo esta temporalidad, mucho de este personal, terminarán saliendo de Andalucía, agravando el panorama futuro de los próximos años para cubrir las necesidades del sistema público".

"La atención primaria, la asistencia pediátrica y las urgencias son algunos de los niveles del sistema sanitario que están sufriendo esta falta de personal y la precariedad laboral a la que está sometido el personal sanitario que decide quedarse", han señalado en la moción, al tiempo que han recordado que "en las últimas semanas son varios los municipios de la provincia que están llevando a cabo manifestaciones y protestas por las carencias en materia sanitaria que están sufriendo".

En este punto, han precisado que "miles de personas están saliendo a las calles exigiendo a Moreno que mejore la atención primaria, la asistencia pediátrica y las urgencias", insistiendo, además, en que "la provincia de Málaga se ve agraviada por el señor Moreno que nos mantiene como una de las provincias de España con peores ratios de personal sanitario".

Unidas Podemos en Diputación insta a "reducir la precariedad" en contratación del...
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad