sábado. 20.04.2024

MÁLAGA, 27 (EUROPA PRESS)

Después de ocho meses de muestreo a lo largo de la costa atlántica europea, incluyendo el mar Báltico y el Mar del Norte, la expedición 'Traversing European Coastlines' (TREC) explorará la costa mediterránea durante todo el año 2024, teniendo como primera parada diferentes puntos del Mediterráneo andaluz.

TREC es el primer proyecto europeo en estudiar los ecosistemas costeros y su respuesta a los impactos humanos que cubre todo el continente siguiendo la misma metodología. Nuestros mares y costas albergan una diversidad extremadamente rica de vida y desempeñan papeles críticos en la estabilidad y sostenibilidad de ecosistemas más amplios. Sin embargo, las interferencias antropogénicas están provocando una pérdida acelerada de la diversidad de especies y la destrucción de ecosistemas funcionales.

A través del muestreo a lo largo de toda la costa europea, la expedición TREC proporcionará una comprensión más rica y profunda de cómo los ecosistemas responden a los desafíos tanto naturales como provocados por el hombre.

La expedición científica TREC está liderada por el Laboratorio Europeo de Biología Molecular (EMBL por sus siglas en inglés) junto con la Fundación Tara Oceans, el consorcio Tara Oceans y el European Marine Biology Resource Centre (Embrc). Reúne a más de 150 equipos de investigación de más de 70 instituciones en 21 países europeos, y también involucra socios locales en cada uno de los sitios de muestreo.

La expedición combina actividades científicas en tierra y mar a una escala sin precedentes. A lo largo del litoral andaluz el equipo científico, que viajará con los laboratorios móviles de EMBL y a bordo de la goleta de Tara, tomará muestras de agua, suelo, sedimentos y aerosoles en los municipios de Marbella, Salobreña y Almería. En cada parada trabajan en conjunto con socios locales, en esta ocasión el Centro Oceanográfico de Málaga del Instituto Español de Oceanografía (IEO-CSIC).

LA EXPEDICIÓN CIENTÍFICA

El objetivo del proyecto es estudiar la biodiversidad de ecosistemas terrestres y marinos, así como las interacciones de los organismos entre sí y con el medio ambiente. Los equipos científicos recopilan información sobre factores como la presencia de contaminantes, antibióticos, pesticidas u hormonas, así como la temperatura, salinidad y el nivel de oxígeno. En cada punto donde el equipo de EMBL y sus colaboradores toman muestras de suelo, sedimentos y aguas poco profundas, la goleta Tara toma muestras de los ecosistemas marinos asociados el mismo día y en las inmediaciones.

Las muestras biológicas son frágiles: tan pronto como se retira una gota de agua o un grano de suelo de su entorno natural, los organismos que contienen empiezan a cambiar. Para maximizar la integridad de los organismos y para estudiarlos en el contexto de su ambiente natural, TREC lleva el laboratorio a las muestras, en lugar de las muestras al laboratorio. En total, TREC examinará la biodiversidad y la adaptabilidad molecular de la vida a escala molecular en 120 sitios de muestreo costeros de 21 países europeos.

La naturaleza paneuropea de este proyecto significa que las muestras serán tomadas de forma estandarizada. Esto permitirá comparar y sondear datos en toda Europa en lugar de hacerlo en un sistema regional o nacional, de una manera que antes no era posible.

EMBL reconoce el generoso apoyo de muchas instituciones, donantes y patrocinadores, en especial a la Fundación Manfred Lautenschläger, Eppendorf SE, Carl Zeiss Microscopy y Friends of EMBL, por ayudar a hacer TREC posible.

La primera expedición europea que estudia el impacto humano en mares y costas llega a...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad