sábado. 22.06.2024

ANTEQUERA (MÁLAGA), 11 (EUROPA PRESS)

La consejera de Desarrollo Educativo y Formación Profesional, Patricia del Pozo, ha destacado la inversión de la Junta de Andalucía de un total de 806 millones de euros en ayudas a las familias andaluzas en el ámbito educativo en este curso escolar, marcado por la escalada de precios en todos los sectores.

Durante la inauguración del XIX Congreso de la Confederación Andaluza de Asociaciones de Madres y Padres por la Educación Pública (Codapa), Del Pozo ha detallado que el crecimiento de esas ayudas en distintos planes, programas y servicios es del 9,2% respecto al año 2022 y del 27,5% respecto al 2018. Así, en 2018 se destinaron 632,1 millones y los presupuestos de 2023 recogen 175 millones más, hasta alcanzar 806,3 millones.

La titular de Educación ha asegurado que "era necesario que el Gobierno andaluz acometiera este enorme esfuerzo porque las familias están afrontando situaciones cada día más complejas por el escenario económico y haciendo esfuerzos todavía mayores", destacando el aumento de ayudas en los servicios complementarios, el cheque escolar para las familias con menos recursos, el programa de gratuidad de los libros de texto, al que este año se destinan más de 93 millones, y las bonificaciones a las familias en el primer ciclo de infantil, que han crecido un 4,5%.

Igualmente, la consejera ha adelantado que en el próximo curso 2023/24 el servicio de aula matinal se ofrecerá en 31 centros más respecto a este curso, hasta un total de 1.589 centros; 20 centros más están autorizados para ofertar el servicio de comedor escolar, para un total de 2.022 centros, y otros 6 colegios podrán tener actividades extraescolares, que ya estarán en 1.667 centros andaluces.

Respecto al cheque escolar de cien euros, Del Pozo ha informado de que se han beneficiado un total de 94.822 estudiantes en este curso, que corresponden a 70.759 familias, dado que casi 21.000 tienen más de un hijo o hija y han recibido entre 200 y 900 euros.

Por otro lado, la titular de Desarrollo Educativo y Formación Profesional ha explicado las claves del nuevo currículo andaluz, que estos días culmina su recorrido con las negociaciones en la Mesa Sectorial. Aspira, ha asegurado, a "paliar" el modelo educativo que impulsa la Lomloe, "que devalúa el aprendizaje, erosiona la motivación de los alumnos, desmoraliza a los profesores y, en definitiva, deja a nuestra sociedad sin pulso".

El nuevo currículum es una "oportunidad única" para la mejora de los resultados académicos de los estudiantes, para poner el foco en lo que necesitan reforzar de forma prioritaria "y que no son otras que las competencias en materias fundamentales como Matemáticas y Lengua, con un eje transversal como es la Comprensión Lectora", según ha destacado Del Pozo.

De esta manera, la apuesta es implantar la lectura obligatoria planificada de 2,5 horas a la semana (30 minutos al día), de forma transversal, desde primero de Primaria hasta cuarto de la ESO. Así, un alumno cuando termine la enseñanza obligatoria tendrá un bagaje de 875 horas de lectura.

Asimismo, ha subrayado que la clave de un sistema educativo fuerte es contar con familias comprometidas y colaboradoras, alumnos estudiosos e interesados en su aprendizaje y profesorado bien formado dispuesto a darlo todo por sus alumnos.

En este sentido, ha afirmado que desde el Gobierno andaluz se ha apostado por un proyecto para la educación basado en la libertad, la igualdad y la calidad, que reconozca la excelencia y que valore el esfuerzo como elemento esencial en el proceso formativo.

Del Pozo destaca la inversión de más de 800 millones en ayudas a las familias andaluzas...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad