domingo 5/12/21

Kaboré asegura haber "entendido" el mensaje lanzado por la población para hacer un "cambio de paradigma"

MADRID, 26 (EUROPA PRESS)

El presidente de Burkina Faso, Roch Marc Christian Kaboré, ha anunciado que "en los próximos días" trabajará en una reforma gubernamental ante la necesidad de afrontar la coyuntura económica y la situación de inseguridad a causa del terrorismo en el seno del país africano.

"Las circunstancias actuales me desafían sobre la necesidad de formar un equipo más unido para mantenernos en la senda del crecimiento económico y la lucha contra el terrorismo. Trabajaré en ello en los próximos días", ha aseverado Kaboré en un comunicado recogido por la prensa local.

Así, el mandatario burkinés ha garantizado que, una vez que lo consulte con las autoridades correspondientes, pondrá en marcha una "operación de manos limpias" con el fin de eliminar la "corrupción" dentro de la Administración y "esclarecer todos los casos que contaminan la vida cotidiana".

"Sí, entendí el mensaje que nos invita a un cambio de paradigma", ha aseverado Kaboré, quien ha reconocido que, tanto individual como colectivamente, se debe trabajar para "acabar con la incividad, la desconfianza en la autoridad y todas las demás actitudes". "Debemos comprometernos juntos a continuar la obra de construcción de nuestra nación de acuerdo con la Constitución, las leyes y los reglamentos", ha añadido.

ATAQUES TERRORISTAS

Kaboré ha lamentado que "el aumento de los ataques" en el país y ha reconocido que la coyuntura "desafía" a tomar decisiones orientadas hacia el refuerzo de la institución para que los soldados no "se las arreglen solos".

Así pues, el presidente ha informado de que tras el ataque en la ciudad de Inata --donde fallecieron más de 50 personas-- se puso en marcha una investigación, cuyos resultados se darán a conocer la próxima semana y tras los cuales se sacarán "todas las consecuencias disciplinarias" y se iniciarán "los trámites judiciales correspondientes".

En lo que respecta a la situación de inseguridad provocada por los ataques terroristas, Kaboré ha defendido que "hoy más que nunca" tiene depositada su "confianza" en las Fuerzas de Defensa y Seguridad, en los Voluntarios para la Defensa de la Patria y en las "poblaciones resilientes y trabajadoras para vencer al enemigo".

Además, el mandatario ha puesto en valor "el heroísmo y valentía" de todos aquellos miembros del Ejército nacional, y ha rendido homenaje y trasladado su apoyo a las víctimas civiles y militares del terrorismo.

"Burkina Faso no se doblegará ante las fuerzas del mal gracias a la cohesión y unidad de todos sus hijos. ¡Viva Burkina Faso!", ha zanjado el presidente Kaboré.

El país africano ha experimentado en términos generales un aumento significativo de los ataques desde el año 2015. Estos, obra tanto de la filial de Al Qaeda como de la de Estado Islámico en la región, han contribuido también a incrementar la violencia intercomunitaria y han hecho que florezcan los grupos de autodefensa, a los que el Gobierno burkinés ha sumado en los últimos meses a 'voluntarios' para que ayuden en la lucha antiterrorista.

MANIFESTACIONES

La situación ha derivado durante los últimos días en protestas contra la inseguridad, mientras que el Gobierno ha anunciado la suspensión de los servicios de Internet en los dispositivos telefónicos hasta el domingo.

Sin embargo, Kaboré ha aseverado que la población burkinesa tiene "el derecho y el deber de expresarse libremente" sobre los asuntos políticos del país. "Por eso invito a nuestra valiente juventud a mostrar discernimiento, vigilancia y mesura, destacándose de todos los vendedores de ilusiones que quieren socavar los cimientos de nuestra nación", ha expresado.

Así, la ciudadanía de Burkina Faso ha salido a las calles este jueves para protestar por el aumento de la inseguridad y la gestión del Gobierno, mientras para este sábado se ha programado una gran marcha.

El presidente de Burkina Faso anuncia una reforma gubernamental "en los próximos días"