martes. 05.07.2022

Pakistán anuncia un "superimpuesto" puntual a las grandes empresas para cumplir con las condiciones del FMI

El primer ministro de Pakistán, Shebhaz Sharif, ha anunciado este viernes un nuevo programa de medidas económicas para responder a las condiciones solicitadas por el Fondo Monetario Internacional (FMI) para reactivar su modelo de préstamo con el anuncio de un "superimpuesto", como lo ha descrito el mandatario, de aplicación única y puntual a las grandes empresas de país.

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

El primer ministro de Pakistán, Shebhaz Sharif, ha anunciado este viernes un nuevo programa de medidas económicas para responder a las condiciones solicitadas por el Fondo Monetario Internacional (FMI) para reactivar su modelo de préstamo con el anuncio de un "superimpuesto", como lo ha descrito el mandatario, de aplicación única y puntual a las grandes empresas de país.

Este "superimpuesto" consiste en una contribución extraordinaria de un 10 por ciento adicional para las empresas de 13 sectores del país -- desde el bancario hasta la construcción pasando por el energético y las aerolíneas -- y que subirá sus tipos impositivos del 29 por ciento al 39 por ciento, ha matizado inmediatamente el ministro de Finanzas del país, Miftah Ismail, en su cuenta de Twitter.

"Es hora de que los ciudadanos ricos pongan de su parte", ha declarado Sharif en el anuncio de un plan que también contempla subidas de impuestos para las clases con más ingresos. "Es el momento de que exhiban su generosidad y confío en que contribuirán plenamente para desempeñar este papel", ha añadido el mandatario en declaraciones recogidas por el diario 'Dawn'.

Con esta medida, el país espera responder a una de las condiciones más exigentes del FMI como es la reducción del déficit público, uno de los grandes desafíos de un país que lleva batiendo récords negativos desde hace cuatro años en este sentido.

El Gobierno paquistaní, que todavía está cogiendo carrerilla tras la crisis política que acabó en abril con el anterior Ejecutivo liderado por Imran Jan, considera que el préstamo del FMI se antoja imprescindible para evitar la posible entrada en bancarrota ante la falta de liquidez de divisas, en un momento en que el país apenas tiene para dos meses de importaciones, mientras la inflación ya es la más alta de los últimos dos años.

Pakistán ingresó en el programa del FMI en 2019, pero hasta la fecha solo se ha desembolsado la mitad de los fondos. Medidas como el tope a los precios del combustible impuesta en marzo por el ya ex primer ministro Jan --los precios se dispararon un 70 por ciento cuando su sucesor eliminó este límite-- fueron determinantes en la suspensión de las conversaciones para una reanudación, y posible ampliación, del paquete de préstamos, previsto inicialmente a 39 meses por un montante inicial de 6.000 millones de dólares (5.600 millones de euros).

Pakistán anuncia un "superimpuesto" puntual a las grandes empresas para cumplir con las...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad