sábado. 25.06.2022

La ONU constata 19 civiles muertos y 32 heridos, la mayoría por minas antipersona, durante la tregua en Yemen

Al menos 19 civiles han muerto y 32 han resultado heridos, la mayoría por la explosión de minas antipersona, en los dos primeros meses de alto el fuego en Yemen, según la estimaciones de la oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, dadas a conocer un día después del anuncio de la extensión del cese de hostilidades durante otros 60 días más.

MADRID, 3 (EUROPA PRESS)

Al menos 19 civiles han muerto y 32 han resultado heridos, la mayoría por la explosión de minas antipersona, en los dos primeros meses de alto el fuego en Yemen, según la estimaciones de la oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, dadas a conocer un día después del anuncio de la extensión del cese de hostilidades durante otros 60 días más.

La portavoz de la oficina, Liz Throsell, ha querido recalcar durante su comparecencia el peligro que representa esta clase de munición para la población del país, en especial para los niños: tres menores han muerto y 12 han resultado heridos por la detonación de estos artefactos, de acuerdo con el balance presentado por la oficina de la ONU, que abarca desde el 2 de abril al 1 de junio.

Particularmente grave es la situación en la gobernación de Hodeida, en la costa oeste del país y lugar donde se encuentra uno de los principales puertos de Yemen, rodeado de minas antipersona. La tendencia de víctimas, lamenta Throsell, "continuará a medida que la gente siga aventurándose en zonas plagadas" de minas.

La guerra en Yemen enfrenta desde finales de 2014 al Gobierno reconocido internacionalmente, ahora representado por el Consejo Presidencial de Liderazgo y apoyado por una coalición liderada por Arabia Saudí, y a los rebeldes huthis, respaldados por Irán, que controlan Saná y zonas del norte y el oeste del país.

Aunque la mayoría de la veintena de incidentes violentos registrados por la ONU durante la tregua han tenido su origen en la explosión de minas antipersona colocadas antes del cese de hostilidades, Throsell ha denunciado al menos "cuatro ataques de francotiradores" han resultado en la muerte de tres civiles, entre ellos una mujer y dos heridos graves, entre ellos un niño, en áreas bajo el control del Gobierno yemení cerca de las líneas del frente en las provincias de Dhala y Taiz.

La ONU también ha documentado dos incidentes protagonizados por aviones no tripulados que han herido a cuatro civiles, entre ellos una niña, en áreas controladas por el Gobierno cercanas al frente de los combates.

Como lleva pidiendo en las últimas semanas, la ONU insiste en que las fuerzas yemeníes y la insurgencia huthi deben acordar lo antes posible la reapertura de los accesos y las salidas de la ciudad de Taiz, bajo asedio rebelde desde el principio del conflicto hace ocho años y toma nota de las informaciones que apuntan a que ambos bandos podrían estar reagrupándose en el caso de la reanudación de las hostilidades cuando termine la extensión del alto el fuego confirmada este pasado jueves.

La ONU constata 19 civiles muertos y 32 heridos, la mayoría por minas antipersona,...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad