viernes. 03.02.2023

"Enérgica" condena a las agresiones a personal sanitario

La Delegación Territorial de Salud y Consumo de la Junta en Huelva ha condenado este viernes de "forma enérgica" las agresiones a personal sanitario durante el desempeño de su labor asistencial a la ciudadanía y muestra su total apoyo a los profesionales afectados.

HUELVA, 13 (EUROPA PRESS)

La Delegación Territorial de Salud y Consumo de la Junta en Huelva ha condenado este viernes de "forma enérgica" las agresiones a personal sanitario durante el desempeño de su labor asistencial a la ciudadanía y muestra su total apoyo a los profesionales afectados.

Según ha indicado la Junta en una nota de prensa, la administración autonómica reitera su rechazo a esta clase de actos, resaltando que "cualquier tipo de violencia, tanto física como verbal, no puede justificarse bajo ningún concepto, por lo que hace un llamamiento público en contra de este tipo de comportamientos incívicos".

En este sentido, ha recordado que la agresión física o intimidación grave contra profesionales sanitarios en el ejercicio de su función pública asistencial es "considerada como delito de atentado por los tribunales de justicia, dictándose sentencias que conllevan el castigo a los agresores con penas de prisión".

Por ello, Salud y Consumo sostiene que el sistema sanitario público de Andalucía "debe profundizar en el respeto del ejercicio de los derechos que tienen reconocidos los usuarios, pero también, de forma recíproca, debe exigírsele a estos el cumplimiento de sus deberes, como es hacer un uso adecuado de los servicios sanitarios en un ambiente de mutua cordialidad, confianza y respeto, en aras de la mejora de las relaciones entre los ciudadanos y los profesionales de la salud".

Desde la Delegación se informa, por otro lado, de que cuando se produce un suceso de este tipo se activa el Plan de Prevención y Atención frente a Agresiones del Servicio Andaluz de Salud (SAS), que conlleva un programa especial de acompañamiento, además de asesoramiento y apoyo tanto legal como psicológico al profesional afectado.

Asimismo, se recuerda también que el SAS dispone de diferentes medidas de seguridad y vigilancia para dar cobertura de forma ininterrumpida a las necesidades en los centros de salud y hospitales en este ámbito, con la finalidad de garantizar la protección de usuarios y profesionales, en colaboración y coordinación con los cuerpos y fuerzas de seguridad.

CONCENTRACIÓN

Al respecto, Sindicatos junto al personal del Centro de Salud de El Torrejón han protagonizado este viernes una concentración, convocada por la junta de personal de Atención Primaria de Huelva, en repulsa a la agresión que sufrió este jueves una trabajadora social del centro.

Según han lamentado, este incidente es el tercero en los últimos diez días tras la agresión el pasado 2 de enero a una enfermera en el Centro de Salud de Moguer, y el martes 10 a una médica en el Huelva Centro.

Así, desde CSIF han condenado "cualquier tipo de agresión contra el personal sanitario y llevamos pidiendo que vuelva la seguridad a todos los centros de salud, porque estamos observando una escalada de sucesos, los cuales desconocemos los motivos, pero nunca están justificados".

"Por ello, una de las medidas que pedimos y que creemos que detiene o al menos amedrenta al usuario capaz de agredir es la del vigilante de seguridad", ha concluido.

Por otro lado, desde CCOO, el secretario general de Sanidad y Sectores Sociosanitarios, Juan José Rodríguez González, ha hecho un llamamiento a la población para que "tome conciencia de la gravedad de la situación, y aísle socialmente a los bárbaros que desahogan que desahogan su ira y su frustración con quienes precisamente les cuidamos".

COLEGIO DE TRABAJO SOCIAL

Asimismo, el Colegio Profesional de Trabajo Social de Huelva ha convocado un minuto de silencio, a las 12,00 horas de este viernes a las puertas del edificio de la Gota de Leche, a la que ha asistido

Asimismo, el Colegio Profesional de Trabajo Social de Huelva, a través de un comunicado ha manifestado su apoyo y solidaridad ante la situación de agresión sufrida por la compañera.

"Expresamos nuestra más enérgica repulsa ante las situaciones de violencia que pueden sufrir los profesionales del Trabajo Social de cualquier ámbito de intervención, al igual que cualquier otra persona profesional. La violencia en el lugar de trabajo atenta contra la dignidad y los derechos de las personas trabajadoras, pero también es una amenaza a la eficiencia, eficacia y éxito del trabajo que desarrollan las y los profesionales, y por ende las organizaciones e instituciones en el que se ubican", ha señalado en el comunicado.

Asimismo, la entidad ha expresado que las personas profesionales del Trabajo Social "se enfrentan en su día a día a situaciones de exclusión social extremas tanto individual, familiar y comunitaria", pero "los sistemas de protección se manifiestan claramente insuficientes para dar respuesta a las necesidades y problemas con la que se encuentra la ciudadanía, de ahí la importancia de reforzar dichos sistemas de protección".

"A pesar de todas las deficiencias, es inaceptable que se den situaciones como las vividas por nuestra compañera, y nunca pueden ser normalizadas. Exigimos tolerancia cero ante estas agresiones a compañeras y compañeros que se encuentran en primera línea con un solo objetivo, eliminar o reducir las necesidades sociales de las personas", prosigue el comunicado.

"Enérgica" condena a las agresiones a personal sanitario
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad