sábado. 25.06.2022

Gennaro Gattuso, la undécima apuesta de Peter Lim para el banquillo en ocho años

Gennaro Gattuso será el entrenador del Valencia para las próximas dos temporadas en lo que es un nuevo cambio de rumbo en un club que se ha convertido en una máquina de triturar entrenadores desde la llegada de Peter Lim en 2014.

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

Gennaro Gattuso será el entrenador del Valencia para las próximas dos temporadas en lo que es un nuevo cambio de rumbo en un club que se ha convertido en una máquina de triturar entrenadores desde la llegada de Peter Lim en 2014.

El italiano tendrá por delante una ardua tarea a la hora de llevar a cabo su trabajo, pues solo un entrenador desde la llegada del singaporense, Marcelino García Toral, ha podido cumplir dos temporadas completas al frente del banquillo valencianista, por el que ya han pasado diez inquilinos diferentes desde 2015, once si se cuentan los servicios prestados por Salvador González 'Voro' en 2017.

El exjugador, leyenda del Milan con el que ganó tres Ligas de Campeones, comenzó su etapa como entenador en el mismo club donde se retiró, el Sion suizo. Desde ahí, comenzó un camino hacia la élite que le hizo pasar por el Palermo, el OFI Creta y el Pisa antes de llegar al Milan y posteriormente al Nápoles. Su mejor resultado ha sido ser quinto en la Serie A, puesto que consiguió con sus dos últimos equipos, además de ganar la Coppa Italia en 2020 con el conjunto partenopeo.

Pese a que no estuvo en ningún banquillo esta pasada temporada tras renunciar a la Fiorentina 25 días después de firmar, su trayectoria y carácter es lo que hace a Peter Lim apostar por él y despedir a José Bordalás, al que todavía le quedaba un año de contrato y que fue la gran apuesta del verano pasado. Pero el alicantino, pese a llegar a la final de la Copa del Rey y de disponer de pocos fichajes, tampoco superó la exigencia del dueño.

Así, se convirtió en el séptimo entrenador destituido por Peter Lim en ocho años. Tras dejar que en la campaña 2014-2015 acabase Juan Antonio Pizzi, el primer entrenador que eligió el empresario asiático fue un casi inexperto Nuno Espírito Santo, que completó su primera temporada con tanto éxito que incluso renovó hasta 2018, pero que en noviembre de 2015, después de un arranque irregular, fue destituido.

En su lugar llegó Gary Neville, que contaba con poca experiencia y solo duró 15 partidos al frente del banquillo valencianista, dejando al equipo más cerca del descenso que de la cabeza. Terminó la temporada Pako Ayestarán, que era miembro del cuerpo técnico, y que consiguió salvar al equipo ganando los últimos tres partidos.

Sin embargo, sucedió algo similar a lo ocurrido con Nuno. Al acabar la temporada renovó por dos años y no llegó ni a completar dos meses de competición en la temporada 16/17. Fue despedido en el mes de septiembre y sustituido por Cesare Prandelli.

SOLO MARCELINO HA DIRIGIDO AL VALENCIA DURANTE MÁS DE UNA TEMPORADA

El técnico italiano aterrizó en Valencia con la experiencia de haber estado en la selección de su país, una apuesta atractiva de juego y un gran nombre, en lo que parecía un importante cambio de rumbo en el equipo 'che'. Pero la situación extradeportiva era muy convulsa y, tras diez partidos en el cargo, dimitió en diciembre al creer que la plantilla no se iba a reforzar como esperaba.

El 'apagafuegos' fue 'Voro', que ya lo había hecho en otras ocasiones de forma interina, pero que esta vez dirigió 25 de los 40 partidos que acumula en total desde el aterrizaje de Peter Lim en la capital del Turia.

Al comienzo de la siguiente temporada, llegó lo más parecido a la estabilidad que ha conocido el Valencia desde la llegada de Lim. En el verano de 2017 llegó al banquillo Marcelino García Toral, el único entrenador que ha cumplido dos temporadas seguidas comandando a los valencianistas.

El asturiano ganó la Copa del Rey en 2019 y clasificó al equipo para la Liga de Campeones, pero tras un conflicto con Peter Lim, que también acabó con el paso de Mateo Alemany en la dirección general, fue despedido al comienzo de la temporada siguiente y sustituido por Albert Celades después de haberse sentado en el banquillo en 131 partidos, una cifra de momento inalcanzable para el resto. Nuno estuvo 62 encuentros y lejos quedan los 220 de Unai Emery.

Celades, que contaba con muy poca experiencia en los banquillos, ni siquiera completó la temporada, fue despedido en el mes de junio por los malos resultados que cosechó el equipo tras el parón por la pandemia y tuvo que acabarla Voro.

La apuesta para la campaña 2020/21 fue Javi Gracia, un técnico de perfil menos mediático, pero con experiencia en el fútbol profesional y de sacar partido a sus plantillas. Desde el principio hubo problemas y cruces de declaraciones en los que el técnico se quejaba de que el club no cumplía las promesas que se le hacían, y a pocas jornadas de acabar el curso fue cesado.

Ahora, el Valencia se encomienda a un Gattuso que de momento no ha despertado excesiva simpatía en la exigente afición valencianista y que tendrá la misión de intentar devolver al equipo a una posición protagonista y sin recibir seguramente una gran inversión de un club que también ha devorado hasta ocho directores deportivos.

Gennaro Gattuso, la undécima apuesta de Peter Lim para el banquillo en ocho años
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad