lunes. 26.02.2024

MADRID, 2 (EUROPA PRESS)

La Asociación para la defensa de la Marca (Andema) y la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) han suplantado la identidad del palista español Saúl Craviotto, quíntuple medallista olímpico, en una iniciativa para demostrar la vulnerabilidad de la sociedad ante las falsificaciones.

Cada año, la Unión Europea recibe productos falsificados por valor de 121.000 millones de euros, y más del 60 por ciento de las falsificaciones incautadas en la UE están llegando a través del comercio online, según la EUIPO y la OCDE.

En este contexto, Andema, la OEPM y Saúl Craviotto, junto a otros rostros conocidos, han lanzado una iniciativa para sensibilizar a la sociedad sobre los riesgos que implican las falsificaciones, tanto en el comercio físico como el digital.

La distribución de productos falsificados implica graves peligros y consecuencias tales como la destrucción de unos 50.000 puestos de trabajo al año en España. Unos daños que son aún más alarmantes si lo analizamos desde la distribución de productos no regulados que pueden afectar a la salud, como es el caso de las mascarillas, los equipos de protección personal, las gafas de sol, los cosméticos y los juguetes infantiles.

Asimismo, la pandemia ha provocado un incremento sin precedentes del comercio online y la distribución de falsificaciones en páginas web y redes sociales se ha disparado. Para concienciar sobre este problema y sus riesgos, Andema y OEPM han puesto en marcha una acción mediante la cual han suplantado los perfiles de Instagram de varios rostros conocidos.

Durante un día, ambas organizaciones tomaron el control del canal del máximo medallista olímpico español, Saúl Craviotto, y de los modelos españoles Xavi Serrano y Eva Basterrechea, generando confusión e incertidumbre entre los usuarios y seguidores que comenzaron a detectar incoherencias respecto a su actividad habitual.

De esta manera, Andema y la OEPM han colaborado con estos tres perfiles con potencial en el ámbito digital, aprovechando su capacidad para trasladar el mensaje de la iniciativa a las más de 1,1 millones de personas que les siguen en Instagram.

Saúl Craviotto invitó a sus seguidores a ser críticos y buscar siempre la autenticidad de los productos que consumen. "Las falsificaciones hacen que perdamos nuestros derechos como consumidores, no solo a nivel de calidad y garantía sino también en seguridad y salud", indicó.

Para Gerard Guiu, director general de Andema, no sólo las grandes marcas de lujo se ven afectadas por este problema. "Es una cuestión que impacta negativamente tanto a pequeños comercios como al consumidor final, pasando por todas las etapas de la cadena de valor". Hecho que se intensifica en los canales digitales, según indica Guiu, "el perfil tipo de comprador de falsificaciones suele ser menor de 35 años y está impulsado por el valor aspiracional de obtener objetos de alta gama a precios accesibles".

"Se ven motivados por palabras frecuentes en redes sociales como 'réplica', que no deja de ser una falsificación, y terminan cayendo en la trampa", manifestó.

Así, las pérdidas en cifras plantean un riesgo importante en el tejido empresarial tanto en nuestro país como a nivel internacional. "Si aunamos los valores del impacto de las falsificaciones en los sectores de la cosmética, farmacia, vinos y juego sólo en España, la suma asciende a 2.2 billones de euros; cifra que se ve multiplicada si nos referimos a la Unión Europea, llegando a los 19 billones", apuntó José Antonio Gil Celedonio, director de la OEPM.

A través de esta campaña, y del resto de acciones de sensibilización desarrolladas entre Andema y la OEPM, ponen en valor la selección de sitios web de confianza y con verificación de seguridad al realizar compras online, la utilización de métodos de pago fiables y que las reseñas web sean recientes y auténticas, entre otras.

Andema y la OEPM suplantan la identidad de Craviotto para demostrar la vulnerabilidad...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad