miércoles 20/10/21

El Ayuntamiento de Almería sirve ya agua desalada a los regantes tras firmar el convenio con la comunidad de usuarios

La concejal de Sostenibilidad Ambiental y el representante de Cgual durante su visita a la planta de aguas regeneradas.
La concejal de Sostenibilidad Ambiental y el representante de Cgual durante su visita a la planta de aguas regeneradas.

ALMERÍA.- El Ayuntamiento de Almería empieza a dar agua desalada a los regantes después de que este viernes se firmara un convenio entre la administración local y la Comunidad General de Usuarios de las Aguas Depuradas (CGUAL), que permite abrir por completo un tercer bastidor en la planta desaladora de Almería y salvar los cultivos.

Así se ha ratificado después de que la Junta de Gobierno Local, en sesión extraordinaria, diera el visto bueno a un acuerdo que, por un lado, permite bajar el precio del agua desalada a los regantes --dado que el aprovechamiento del agua del tercer bastidor será finalmente del cien por cien-- y, por otro lado, ampara un uso racional del agua.

Según ha explicado el Consistorio en una nota, con la firma del convenio y la "casi inmediata apertura" del tercer bastidor "se cierra un desencuentro entre los representantes de los regantes y el Ayuntamiento, que desde finales del mes de julio trabaja para facilitar el agua desalada que requieren para sus cultivos".

Así lo ha apuntado la concejal delegada del Área de Sostenibilidad Ambiental, Margarita Cobos, quien ha destacado cómo la decisión adoptada por el equipo de gobierno de levantar completo el tercer bastidor favorece a todos.

"El agua que los regantes no necesiten para sus cultivos será utilizada para beber, lo que favorece un aprovechamiento completo del agua del tercer bastidor", ha subrayado Cobos. Esto se traduce en la posibilidad de rebajar el precio del agua que los regantes abonan a la desaladora. Hasta ahora se cobraba por el agua desalada 0,70 euros más IVA, y la utilización del cien por cien de lo que salga de este bastidor permitirá un precio de 0,615 euros más IVA.

El convenio firmado por el Ayuntamiento de Almería y CGUAL incluye, además, un apartado fundamental en lo que tiene que ver con el uso racional del agua, insiste la concejala. Se va a controlar que el agua que salga de la desaladora será continuidad de la utilizada a partir de la depuradora. Es decir, que "el agua que se de a los regantes de la planta desaladora va a ser siempre la que les falte después de haberse llevado toda el agua depurada", ha apuntado Cobos, que hace hincapié en que este punto "ha permitido también rebajar los avales a la CGUAL".

Por otra parte, y siempre al amparo del acuerdo ratificado, los regantes van a tener la oportunidad de flexibilizar el uso y por tanto, el pago del agua que realmente necesitan. Esta fórmula va a requerir, según ha insistido la concejal, una mayor relación y comunicación entre regantes y Ayuntamiento, de modo que aquellos tendrán que ir informando sobre la programación real que necesitan y puede que un mes no se lleven agua desalada. "Entonces, no tendrán que pagarla y toda el agua de ese tercer bastidor irá a consumo".

La apertura completa del tercer bastidor --que favorece a la desaladora entrar en un nuevo ciclo de agua desalada-- y el uso del agua para beber viene avalada por la Junta de Andalucía que ha informado de que la desalada es "la mejor de las opciones para dar de beber a los almerienses", recuerda Cobos.

EUROPA PRESS

El Ayuntamiento de Almería sirve ya agua desalada a los regantes tras firmar el...
Comentarios