lunes 29/11/21

Diez entidades inician este mes un programa del SAE para prácticas no laborales a 1.360 desempleados

Según ha explicado la Junta en una nota, el programa, que tiene una dotación económica superior a los 3,2 millones, persigue favorecer la mejora de la empleabilidad de los desempleados, que en muchos casos deben afrontar como principal reto dotarse de experiencia profesional para poder acceder a una ocupación.

CÁDIZ, 8 (EUROPA PRESS)

El Servicio Andaluz de Empleo (SAE), adscrito a la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo de la Junta, ha resuelto la convocatoria de subvenciones para financiar las prácticas no laborales en empresas en el marco del programa de Experiencias Profesionales para el Empleo (EPES), de manera que a finales de noviembre arrancan en la provincia diez proyectos que van a permitir que 1.360 desempleados gaditanos accedan a desarrollar prácticas profesionales no laborales en empresas que les acerquen al mundo laboral.

Según ha explicado la Junta en una nota, el programa, que tiene una dotación económica superior a los 3,2 millones, persigue favorecer la mejora de la empleabilidad de los desempleados, que en muchos casos deben afrontar como principal reto dotarse de experiencia profesional para poder acceder a una ocupación.

Para ello, el programa EPES facilita a las personas desempleadas prácticas no laborales en empresas de tres meses, con jornadas semanales de 20 horas repartidas en cuatro días de cinco horas, periodo en el que reciben becas del 80 por ciento del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (unos 451 euros mensuales).

Las prácticas profesionales se desarrollarán en centros de trabajo de la provincia de Cádiz, en el marco de proyectos que desarrollan entidades que pueden ser empresas, asociaciones, fundaciones y entidades de carácter privado, con un horario adecuado al de los centros de trabajo y sin que las personas que realicen las prácticas profesionales ocupen puestos de trabajo de estructura.

Las prácticas profesionales se formalizarán mediante un convenio suscrito entre el Servicio Andaluz de Empleo, el centro de trabajo donde se realizan las prácticas y la entidad beneficiaria.

Serán destinatarios de estas prácticas no laborales las personas con discapacidad, minorías étnicas y demandantes en riesgo de exclusión, que estén inscritas como desempleadas en el Servicio Andaluz de Empleo y que hayan participado en un Itinerario Personalizado de Inserción del programa Andalucía Orienta y cuenten, como mínimo, con dos horas de atención individual.

Las entidades encargadas de los proyectos contratarán, en el marco de estas subvenciones, a 17 técnicos que serán los encargados de planificar las prácticas y ofrecer los talleres grupales y tutorías de seguimiento individuales a las personas participantes en el programa, según ha indicado la Junta.

Diez entidades inician este mes un programa del SAE para prácticas no laborales a 1.360...