domingo. 16.06.2024

ALMERÍA.- La Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul de la Junta de Andalucía ha puesto en valor la celebración el 21 de marzo del Día Forestal Mundial, que tiene como finalidad llamar la atención a nivel global sobre la importancia de los bosques para el equilibrio ecológico mundial y para el propio ser humano. Desde la Junta de Andalucía han recordado que los montes públicos suponen el 22 % de la superficie de la provincia de Almería.

Para el delegado de Sostenibilidad de la Junta en Almería, Manuel de la Torre, “tal vez no seamos conscientes de la importancia forestal de Almería: además de nuestras explotaciones de piedra natural y de la pujante agricultura almeriense, resulta que los invernaderos ocupan sólo un 3,7% de la superficie provincial mientras que el 70% de Almería tiene la consideración de terreno forestal, terrenos cubiertos por vegetación natural (herbazales, matorrales, arbustos, árboles) que brindan importantes servicios a la sociedad a través de las funciones protectoras que desempeñan.” La proporción de suelo forestal en Andalucía es menor, el 53%, sólo Huelva cuenta con más porcentaje de montes que nuestra provincia, “por lo que podemos afirmar que Almería es la segunda provincia más forestal de Andalucía”.

De la Torre ha explicado que “más del 70% de la superficie forestal está desarbolada por las propias condiciones físicas de nuestra provincia. Son terrenos sin árboles entre los que se encuentran zonas de extraordinario valor ecológico”. “Por eso en nuestro entorno mediterráneo semiárido, opina el delegado, lo suyo sería que celebrásemos el Día Forestal y el Día de los Bosques, porque no son exactamente lo mismo”.

Los montes de propiedad pública superan en Almería las 190.000 hectáreas, lo que significa “que uno de cada cinco metros cuadrados de Almería es monte público, un patrimonio natural que es de todos y que la Consejería de Sostenibilidad cuida y protege para que siga prestando funciones ecológicas tan importantes como la protección del suelo frente a la erosión, la regulación del régimen hídrico, favoreciendo la recarga de acuíferos y disminuyendo la escorrentía y por tanto los efectos de las lluvias torrenciales sobre zonas habitadas, o la conservación de hábitats y la biodiversidad”.

3,7 millones de euros para gestión forestal sostenible

La Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul está ejecutando en nuestra provincia proyectos por valor de 3,7 millones de euros en gestión forestal sostenible. Jaime de Lara, director conservador del Parque Natural Sierra María-Los Vélez, y director facultativo de los proyectos de tratamientos selvícolas que la Consejería ejecuta actualmente en la comarca de Los Vélez sobre 467 hectáreas de monte, ha explicado que “las repoblaciones forestales, que en nuestra provincia se iniciaron a comienzos del siglo XX con una clara intención de restauración hidrológica, se efectúan con una densidad inicial elevada para conseguir lo más rápidamente su objetivo de protección de los suelos. Conforme esa masa arbolada va desarrollándose se hace necesario disminuir su densidad mediante tratamientos selvícolas. De lo contrario se produciría el estancamiento de la masa por la competencia entre los árboles, su progresivo decaimiento y el debilitamiento de los árboles que quedan expuestos a perturbaciones como plagas e incendios”.

“La forma de romper ese círculo- asegura de Lara- es con la gestión forestal sostenible, que se traduce en inversiones entre las que se encuentran los necesarios tratamientos selvícolas que garanticen la persistencia y estabilidad de las masas arboladas y las actuaciones de prevención de incendios”. Durante este año la Consejería de Sostenibilidad está ejecutando cuatro proyectos de tratamientos selvícolas en la Sierra de Filabres, Sierra Nevada y Sierra María-Los Vélez de los que se benefician más de 1300 hectáreas de bosques almerienses con una inversión de 2,7 millones de euros. Eso sin contar el proyecto específico que, para el mantenimiento mecanizado de más de 2000 hectáreas de cortafuegos, dedica casi un millón de euros de presupuesto.

De Lara explica que el objetivo es “fomentar sistemas forestales más resilientes, favorecer la diversificación de masas procedentes de repoblación y la consolidación de formaciones mixtas, con estructuras más equilibradas, y reducir la espesura de masas excesivamente densas, para favorecer la evolución y persistencia de la masa, garantizando su regeneración.” Los proyectos suelen incluir actuaciones de desbroce de matorral, corta de arbolado y preparación de la madera, saca y desembosque, claras, resalveo de encinas, realce y poda, y recogida y triturado de restos vegetales.

El objetivo de la prevención de incendios siempre está presente en los proyectos, mediante la ruptura de la continuidad horizontal y vertical de la vegetación y la disminución de la carga de combustible del monte mediante la creación de áreas cortafuegos apoyadas en la red de líneas cortafuegos ya existentes en los montes y en los caminos forestales. Con algunos proyectos se aprovecha además para incluir la construcción de charcas como puntos de acumulación de agua para su uso por el ganado que contribuye a la conservación de líneas y áreas cortafuegos incluidas en la Red de Áreas Pasto Cortafuegos de Andalucía.

Para el delegado territorial es también fundamental “la contribución de la gestión forestal sostenible a la captura de CO2 de la atmósfera y su fijación en los productos que del monte se obtienen o bien al suelo del bosque en forma de materia orgánica”. Hay que tener en cuenta que mediante el astillado o triturado de los restos de los tratamientos selvícolas se incorporan al suelo muchas toneladas de carbono en forma de materia orgánica. Del mismo modo, el carácter preventivo frente a los incendios que tienen las actuaciones que la Junta de Andalucía realiza en los montes, persigue evitar la liberación brusca de grandes cantidades de CO2, que es uno de los efectos inmediatos de los incendios forestales.

Importancia de los agentes de medio ambiente

En la tarea de proteger los montes provinciales, además del personal técnico de la Consejería (ingenieros de montes, biólogos, ambientólogos…) tienen un papel destacado los agentes de medio ambiente. Según Jorge Ángel Pérez, coordinador provincial de los agentes en Almería, sus funciones son amplias: “no sólo actuamos en la defensa del patrimonio público forestal, denunciando cualquier ocupación no autorizada del mismo y colaborando en los deslindes, sino que controlamos sobre el terreno tanto los proyectos que promueve la Junta de Andalucía como los aprovechamientos que se desarrollan en los montes públicos. En materia de gestión y desarrollo forestal el año pasado llevamos a cabo más de 1100 actuaciones, eso sin contar las relacionadas con incendios forestales”

Además de los cuatro proyectos de tratamientos selvícolas en ejecución actualmente, Manuel de la Torre recuerda que, “tenemos en proceso de licitación pública la ejecución de otros tres proyectos en la Sierra de Gádor, Sierra de Filabres y Sierra Nevada, con un presupuesto de licitación conjunto de 2,7 millones de euros y con los que vamos a trabajar en otras 1250 hectáreas de bosque.”

Los montes públicos suponen el 22 % de la superficie de la provincia de Almería
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad