viernes. 23.02.2024

ALMERÍA.- Una vez concluida la vendimia, las bodegas almerienses están en plena elaboración de sus vinos, donde ya podemos encontrar algunos blancos jóvenes que se están comenzando a comercializar con una calidad excelente.

La campaña de la vendimia en Almería, finalmente, se desarrolló en las mejores condiciones posibles y sin incidencias en las alrededor de 1.100 hectáreas que la provincia tiene destinadas a la uva de vinificación. En ASAJA-Almería hemos constatado, sin embargo, que la sequía de 2023 ha provocado una reducción en la producción final del 25%, sobre todo en aquellos viñedos que se encuentran en secano y que pudieron salir adelante únicamente con las lluvias de finales de mayo y principios de junio.

La ausencia de humedad en los tramos finales del desarrollo de la uva, no obstante, hizo que la uva se recolectara con una calidad excelente y sin incidencias sanitarias en las plantaciones. Este factor ha favorecido que la calidad de la uva recolectada sea excelente, según hemos podido comprobado con las bodegas de la provincia.

En esta fase de la elaboración del vino, nos encontramos con los primeros vinos blancos jóvenes que ya están empezando a embotellarse para su comercialización y consumo en estas fiestas navideñas. Por otro lado, los vinos de doble fermentación ya se comienzan a introducir en las barricas donde tomarán la caracterización deseada por los productores.

El sector vitivinícola tiene un gran reconocimiento en la provincia de Almería, que pone en evidencia el buen hacer de sus viticultores. “Al igual que en otras ocasiones, siempre recomendamos el consumo de vinos de nuestra tierra que nada tienen que envidiarles a otras denominaciones de origen más populares, añade Adoración Blanque, presidenta de ASAJA-Almería.

La sequía redujo un 25% la cosecha de uva para vinificación en Almería
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad