miércoles 1/12/21

Ve necesario "refelxionar" sobre el actual modelo económico y que España sepa dónde dirigir sus productos y con quién se alía

TOLEDO, 3 (EUROPA PRESS)

El presidente nacional de Cooperativas Agroalimentarias, Ángel Villafranca, que se ha mostrado convencido de que la crisis por la falta de suministros y por el incremento del coste de la energía no afectará al abastecimiento alimentario en el país, aunque sí puede tener efectos sobre las exportaciones, ha pedido que esta coyuntura no recaiga sobre los consumidores y los productores.

De este modo se ha pronunciado el también presidente de Cooperativas Agroalimentarias en Castilla-La Mancha durante la presentación la Guía de Seguridad Alimentaria para la Venta Directa, junto al consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, preguntado por las consecuencias de esta situación adversa sobre las campañas de vino o de aceite.

"Todos somos conscientes de que se está dando una tormenta perfecta o unas circunstancias excepcionales, por una parte la subida de la energía y por otra las dificultades logísticas", ha reconocido Villafranca, que ha defendido que la proximidad de la distribución que hay en España garantiza el abastecimiento y, por ello, confía en que no haya problema para que pueda faltar.

Otra cosa, ha alertado son las exportaciones, que "tienen que viajar a 5.000 ó 6.000 kilómetros de distancia". "Ahí nos encontramos con la doble dificultad del encarecimiento de todos los costes energéticos y de encontrar botellas de vídrio, cartón, etiquetas, cápsulas de aluminio, palés, plásticos o PVC. Parece que todo, de pronto, ha desparecido y se ha roto normal funcionamiento", ha admitido.

No obstante, el responsable nacional de las Cooperativas Agrarias, pese a "huir de hacer especulaciones", pues considera que "no procede", sí que ha alertado de lo "poco aconsejable" que resultaría trasladar este incremento de costes a los consumidores y a los productores.

"En la cadena de valor hay margen suficiente en alguna parte del sector para que este incremento no se traslade de forma automática al consumidor y se traslade abajo, a la base, que ya está soportando bastante este incremento. Hay que ajustar los márgenes a la hora de elaborar los costes, y eso no le toca ni al productor ni al consumidor", ha insistido.

Preguntado sobre si la falta de botellas de cápsulas afectará al embotellado de vino y aceite en la región, Ángel Villafranca se ha mostrado confiado en que este extremo no se produzca, al tiempo que ha confirmado que sí se están dando "tensiones" a la hora de acceder a algún tipo de botella o formato especial.

Dicho esto, ha indicado que todas estas circunstancias evidencian la necesidad de "hacer una reflexión" sobre el actual modelo económico. "Estaríamos hablando de macroeconomía y geopolítica y eso, a las cooperativas les pilla muy lejos, aunque la sufrimos muy de cerca".

"De momento, no sabemos a qué están jugando las grandes potencias, pero España, como gran país exportador de alimentos tiene que saber dónde dirigimos nuestros productos y con quién nos aliamos y dónde estamos. Nosotros siempre apostamos por una política de fronteras y puertas abiertas, porque nuestro objetivo es exportar más que importar. A España siempre le va mejor si encuentra facilidades en la salida de productos", ha concluido explicando.

Cooperativas Agroalimentarias pide que la crisis energética y de suministros no recaiga...