‘Vivir’ del Ayuntamiento de Adra

Miércoles, 24 de Julio de 2019

‘Vivir’ del Ayuntamiento de Adra

08 de Julio de 2019 14:09h

Joaquín Navarro Imberlón. Ex Alcalde de Adra por el PSOE
Joaquín Navarro Imberlón. Ex Alcalde de Adra por el PSOE

Estos días en los que se están formando los gobiernos municipales en los distintos ayuntamientos de España, no hay informativo o redes en los que no veamos noticias similares a estas: ”El Alcalde y los concejales de ….. se suben el sueldo un …% con respecto a la anterior Corporación…”, pero lo sorprendente de estas informaciones es que en la mayoría de los casos, esas informaciones, no son denuncias de los partidos políticos que están en la oposición y las pocas que sí lo son se hacen de una forma muy tibia. Estoy convencido que la mayoría de esos partidos políticos, que están en la oposición y no denuncian esas subidas de sueldos, no lo hacen por aquello de “para cuando me toque a mí”.

Quiero dejar muy claro que yo no digo que no se pueda cobrar un sueldo por ejercer de alcalde/sa o concejal/a y tampoco digo que sus sueldos no tengan que subir, pero deben ser subidas similares a las que se hacen en el ejercicio de cualquier trabajo, en empresa privada o administración pública, según el IPC. Lo que no tiene justificación y creo es aprovecharse y malgastar los impuestos de los vecinos, son aquellas alcaldes/as o aquellas concejales/as qué, si sus predecesores en las Corporaciones salientes o ellos mismos si repiten, cobraban X y en esta nueva Corporación van a cobrar X+20%. Eso tendría sentido sí la carestía de vida hubiera subido ese 20%, pero la subida del IPC de una Corporación a otra ha sido de algo menos del 5%.


Una vez más les pido disculpas por utilizar ejemplos propios de cómo hacíamos, esto de los sueldos, durante los doce años en los que yo fui Alcalde de Adra, pero mi experiencia política se limitó tan solo al ámbito local abderitano. Nuestros sueldos eran exactamente los mismos que cada uno cobraba en aquella profesión que abandonábamos, temporalmente, para ser Alcalde o concejal/a, más una pequeña cantidad mensual (entre 150 y 250 euros) por aquellos mayores gastos que la condición de munícipe traía. Algunos os preguntareis ¿qué cobraban aquellos concejales que no tenían trabajo?, muy fácil, nada, si no tenían trabajo no podían cobrar del Ayuntamiento hasta que lo tuvieran. Lógico, si no trabajaban se podían dedicar todo el tiempo a sus tareas de concejal/a.


Ahora, en el Ayuntamiento de Adra, ocurre lo contrario, la mayoría de los/as concejales/as de gobierno lo son para cobrar un sueldo, porque la mayoría llegan a las concejalías sin trabajo. Si pidiéramos a la Seguridad Social una certificación de la “vida laboral” de ellos, veríamos como casi todas sus cotizaciones tienen como “empleador” al Ayuntamiento de Adra. Ahora, en el Ayuntamiento de Adra, van a cobrar de los impuestos de los vecinos de Adra, diez miembros del gobierno municipal, que es el número máximo que la Ley permite. Nueve son del PP (la que hace diez de los concejales populares cobrara del otro “empleador”, la Diputación) más Pedro Peña de Ciudadanos. ¡¡Nada!!, que no han desaprovechado ni una sola nomina del tope legal. Lo único bueno que eso tiene es que el Paro va a bajar algo en Adra, ¿aunque a qué precio y de qué “bolsillos” va a salir el dinero?
Diez (10), el tope legal, son los que van a cobrar de las arcas municipales de Adra, cuando yo fui Alcalde de Adra y no tenía mayoría absoluta, el PP solo permitió que el Alcalde fuera el único que cobrara del Ayuntamiento. Para el PP de Adra (con los votos de “la pinza” de IU) yo debía de ser “el Superman” de los alcaldes, capaz de llevar yo solo el Ayuntamiento, ¿ellos qué son, si necesitan diez? Solo se me ocurre un calificativo: unos “inútiles”, con perdón y que me disculpen, pero no se me ocurre otro calificativo. Cuando se me dio a mí la dedicación, solo pedíamos para dos más.

Noticias relacionadas
Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos