Lo que hay oculto

Miércoles, 24 de Julio de 2019

Lo que hay oculto

17 de Junio de 2019 13:22h

José Luis Sánchez Teruel, secretario PSOE Almería
José Luis Sánchez Teruel, secretario PSOE Almería

En los últimos días hemos asistido en el Parlamento de Andalucía a una utilización bochornosa de las instituciones para que Vox consiga espacios de representación en los gobiernos de otras comunidades autónomas y en los gobiernos de los ayuntamientos.


Vox presentó una enmienda a la totalidad de los presupuestos presentados por el gobierno de PP y Cs en Andalucía, no porque estuviese en desacuerdo con ellos, sino como herramienta de chantaje político, para conseguir poder en otros sitios. Tanto el Partido Popular como Ciudadanos eran muy conscientes de que, sin los diputados de Vox, el gobierno de Andalucía se quedaba sin presupuestos, ya que la debilidad del gobierno de Moreno Bonilla es absoluta. La realidad es que no suman la mayoría necesaria para aprobar ninguna medida si no cuentan con Vox y, por tanto, la ultraderecha sabe que puede apretarle en Andalucía todo lo que quiera a la que llama ‘la derecha cobarde’.


En el último minuto, Vox decidió retirar la enmienda a la totalidad del Presupuesto de Andalucía que había presentado porque PP y Cs han claudicado y le ofrecieron los espacios de poder que Vox quería, lo que demuestra que el chantaje les ha funcionado. Esto es lo que hay y el Parlamento de Andalucía ha sido utilizado a tal fin.


¿Qué efecto tiene todo esto sobre Almería? En nuestra provincia, las elecciones municipales afortunadamente nos trajeron una muy buena noticia: la ultraderecha no ganó en ningún sitio, ni resultó determinante para la estabilidad política en ningún ayuntamiento. En ninguno.


En Andalucía, Cs y PP necesitan para todo a la ultraderecha porque sin ellos no tendrían mayoría para nada en el Parlamento y, por eso, desde el primer día dijimos que en el gobierno andaluz es Vox quien tiene la sartén por el mango. Sin embargo, en ningún ayuntamiento de Almería necesitaban Cs y PP a Vox para sacar adelante, en los plenos, lo que quisieran.


¿Qué ha pasado, entonces, para que, sin que Vox sea necesario para gobernar en los ayuntamientos, el PP cierre acuerdos de gobierno dándole entrada a la ultraderecha y dejando fuera a Ciudadanos? Pues la evidencia de que, si no compartían los gobiernos municipales con Vox, aunque no fuesen necesarios, así como los gobiernos de las comunidades autónomas de fuera de Andalucía, no les iban a aprobar los presupuestos de Andalucía. Como digo, ha funcionado el chantaje político.


Fuera de Andalucía se ha montado la estrategia y fuera de Andalucía se han tomado las decisiones de todo esto. Andalucía ha sido el rehén, han jugado con Andalucía y con sus ayuntamientos. O Vox entraba en los gobiernos o PP y Cs se quedaban sin gobierno en Andalucía. El contenido de los presupuestos era lo de menos, lo importante era obligar a las ‘derechas cobardes’ a humillarse y a ser conscientes de la realidad: sin Vox no son nada.
Éste ha sido el gran pulso que ha estado oculto, éste ha sido el verdadero contenido de la enmienda a la totalidad de los presupuestos de Andalucía que presentó Vox y a partir de ahora, y durante los próximos cuatro años, vendrán los pulsos ocultos en el día a día del gobierno de los ayuntamientos y comunidades autonomías. La ultraderecha ya sabe que la estrategia funciona y, por tanto, la van a repetir por tierra, mar y aire, cada vez que lo consideren necesario para hacer aquello que quieran, porque saben que tienen a PP y Cs en sus manos.

Noticias relacionadas
Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos