La Junta renueva su apuesta por los Equipos de Tratamiento Familiar que atienden a 900 menores en situación de riesgo

Miércoles, 18 de Julio de 2018

» Junta de Andalucía

La Junta renueva su apuesta por los Equipos de Tratamiento Familiar que atienden a 900 menores en situación de riesgo

17 de Abril de 2018 12:15h

La Delegación del Gobierno ha acogido hoy la firma de la renovación de los acuerdos a los que la Consejería de Igualdad va a destinar en la provincia más de un millón de euros

Asistentes a la firma de los convenios
Asistentes a la firma de los convenios

Más imágenes

Momento de la firma

ALMERÍA.- La Delegación del Gobierno de la Junta en Almería ha acogido hoy el acto de firma de renovación de los convenios para el desarrollo del Programa de Tratamiento a Familias con Menores en Situación de Riesgo o Desprotección, que atiende a más de 900 niños y niñas en Almería. La Junta destinará a este programa en la provincia más de un millón de euros, que serán distribuidos entre la Diputación Provincial y los seis municipios con más de 20.000 habitantes.

El delegado territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales en Almería, José María Martín ha rubricado esta mañana los convenios junto a los representantes de la Diputación Provincial de Almería y de los Ayuntamientos de Adra, Almería, El Ejido, Níjar, Roquetas de Mar y Vícar. Estas entidades recibirán por parte de la Junta un total de 1.129.112 euros, para el desarrollo del programa, que complementarán con fondos propios hasta superar los 1,5 millones de euros.

El Programa de Tratamiento a Familias con Menores en Situación de Riesgo o Desprotección está impulsado por la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía, en colaboración con las entidades locales. Ofrece respuesta a las necesidades de aquellas familias que presentan déficits para atender adecuadamente a las personas menores de edad a su cargo, pudiendo limitar gravemente el desarrollo de su personalidad y de su calidad de vida en el entorno.

Estos Equipos de Tratamiento Familiar atienden en la actualidad a 901 menores y 449 familias, en el conjunto de la provincia de Almería. Todas y cada una de estas intervenciones llevan aparejadas la puesta en marcha de un Proyecto de Tratamiento Familiar, que tiene un carácter integral y trata de dar respuesta a todas las dificultades y carencias detectadas en cada una de las unidades de convivencia.

Doce Equipos en la provincia

La provincia de Almería cuenta con 12 Equipos de Tratamiento Familiar (ETF), de los cuales 5 son gestionados por la Diputación Provincial, con un ámbito de actuación en municipios de menos de 20.000 habitantes. Almería capital tiene otros 2 equipos y los 5 restantes están ubicados en los municipios de Adra, El Ejido, Níjar, Roquetas de Mar y Vícar. Estos Equipos son multidisciplinares y están formados por trabajadores sociales, psicólogos y educadores sociales, sumando un total de 38 profesionales, a los que se añaden siete coordinadores locales.

José María Martín ha destacado durante el acto de renovación de los convenios que “sin la importante labor técnica de estos Equipos, no se podría asegurar la normalización del funcionamiento familiar en aquellos casos en los que las disfunciones impiden el adecuado desarrollo y atención de los niños, niñas y jóvenes que tienen a su cargo”.

El delegado Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales en Almería, ha recordado que “la Junta de Andalucía tiene un firme compromiso con la atención a las familias, en especial las que presentan mayores carencias y limitaciones para desenvolverse adecuadamente en la comunidad”. Martín ha señalado igualmente que “todas las administraciones públicas tenemos que continuar luchando para que las personas menores de edad puedan convivir con sus familias, con todo el apoyo profesional necesario, pues la retirada de un menor de su entorno familiar debería ser la última opción a tomar cuando todo lo demás ya ha fracasado, y como medida necesaria para preservar la integridad y la seguridad de estos menores”.

Las familias susceptibles de tratamiento por parte de estos Equipos especializados son derivadas tanto desde los Servicios Sociales Comunitarios, como desde el Servicio de Protección de Menores. En este caso, los Servicios Sociales Comunitarios intentan, en primer lugar, ofrecer una atención básica para reconducir las carencias de estas familias. En caso de no producirse mejora, y siempre sobre la base de ciertos índices de recuperabilidad, realizan una derivación al Equipo de Tratamiento Familiar correspondiente, dando paso a este segundo nivel de intervención en el entorno, cuya finalidad es promover un funcionamiento autónomo e independiente de la familia.

El Servicio de Protección de Menores puede también realizar una derivación al Equipo de Tratamiento Familiar correspondiente, con el objetivo de trabajar ciertos objetivos de convivencia saludable que permitan a un menor sobre el que se hayan tomado medidas protectoras, retornar a su familia de origen, siempre que se den las condiciones necesarias para ello.

Atención integral e individualizada

Entre sus finalidades se encuentra el bienestar de los y las menores, preservando sus derechos y promoviendo su desarrollo integral en su contexto familiar, normalizando su situación; interviniendo en aquellas situaciones de violencia familiar que afecten a los menores; así como en aquellos casos en los que, tras la adopción de una medida de protección, se contemple la reunificación familiar como la alternativa prioritaria y más adecuada para los y las menores, para posibilitar el retorno del menor a la familia de origen.

Los Equipos de Tratamiento Familiar realizan una labor preventiva con criterios de atención individualizada, proximidad con las familias con hijos e hijas menores y en coordianción con todos los recursos que intervienen en el ámbito de Infancia, Adolescencia y Familia. Su trabajo en los últimos años ha permitido que la mayoría de menores atendidos puedan permanece en sus hogares, junto a su familia y en su entorno social. Para ello se ayuda a las familias, para que adquieran poco a poco habilidades funcionales que favorecen el correcto desarrollo de los menores, estando cada vez más capacitadas para ejercer adecuadamente su rol parental y para garantizar la satisfacción de sus necesidades.

El Programa de Tratamiento a Familias con Menores comienza su andadura en el año 2001, implantándose en toda la Comunidad Autónoma. Este año la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales ha impulsado un trabajo de la Fundación de Investigación de la Universidad de Sevilla, en el que también colabora la Universidad de Almería y que tiene como finalidad evaluar la eficacia y eficiencia del programa y conocer su impacto en la población destinataria y el nivel de ejecución.

Noticias relacionadas
Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos