Alcalde de Almería, sinónimo de desinterés

Jueves, 24 de Mayo de 2018

Alcalde de Almería, sinónimo de desinterés

19 de Enero de 2018 12:57h

Juan Carlos Pérez Navas, PSOE Almería
Juan Carlos Pérez Navas, PSOE Almería

Seguro que en más de una ocasión habrán aplicado en su vida la popular expresión 'Una cosa es lo que se dice y otra es lo que se hace', que resume extraordinariamente bien la incoherencia entre palabras y acción por parte de algunos. Son muchas las situaciones en las que se puede emplear este dicho pero, sin duda, una persona que se lo ha ganado a pulso día tras día es el actual alcalde de Almería.

La lista de ejemplos que ilustran esa afirmación sería larguísima, empezando por la definición por parte del propio regidor de los presupuestos del año pasado como los más sociales posibles cuando la realidad es que un informe independiente de expertos en servicios sociales  constató que el gasto anual en este apartado se redujo a 66,89 euros por habitante en 2017 frente a los 76,89 euros destinados en 2015. Con estos antecedentes y con los 26,6 millones presupuestados en 2016 -es decir, un dinero que el PP se comprometió a emplear en mejoras y servicios para Almería- y que luego no se gastaron por el alcalde y sus concejales, ¿quién se puede creer ninguna de las promesas que el equipo de gobierno haga sobre las cuentas que sacará adelante con Ciudadanos en 2018?

Esta falta de cumplimiento por parte del regidor con los almerienses tiene detrás muchas explicaciones, entre ellas las de un desinterés y una irresponsabilidad que no pueden ser nunca propias del principal representante de los almerienses. Esas características de su comportamiento, que ha hecho extensivo al resto del gobierno municipal, han llevado a conocer que el Ayuntamiento no ha solicitado para la ciudad al Gobierno la cesión de las instalaciones del Observatorio Geofísico, a pesar de que hace nueve meses que se aprobó en pleno hacerlo gracias a la aprobación de una iniciativa socialista por unanimidad -lo que incluye el voto a favor del alcalde y del resto de ediles del PP-.

El Gobierno de Rajoy no ha tapado una de las vergüenzas del alcalde, a pesar de que este sí que se empeña en hacerlo cuando lo que se pone sobre la mesa son incumplimientos de Madrid con Almería. Y así, en respuesta a una pregunta que registré en el Senado, el Ejecutivo de la Nación ha detallado que el Ayuntamiento nunca hizo lo que tenía que hacer con respecto al Geofísico, aunque el Ministerio de Fomento reconozca que no necesita de la totalidad de las 2,5 hectáreas de zonas verdes y los tres inmuebles que conforman el centro sismológico de la capital.

 

Tampoco ha tenido el Gobierno consideración ninguna con sus compañeros de partido en el Consistorio y en la Diputación Provincial para, también en estos últimos días, plasmar por escrito que el gobierno municipal lleva casi un año sin hacer nada por reducir los accidentes que se producen en la glorieta de acceso a Almería que está a la altura de la CASI, tal y como le pidió la Dirección General de Tráfico en un informe en el que, además, se le especificaban las mejoras y reajustes que se tendrían que acometer. Reforzar la seguridad para los conductores en el principal punto negro de la provincia, que ha registrado 124 siniestros con 74 heridos desde 2014, parece que poco o nada preocupa al alcalde de Almería que, lamentablemente, está mucho más volcado en decir todo lo que quiere hacer y no hace que en solucionar problemas de peso de la capital.

Almería no se merece esto. No se merece un alcalde que, en lugar de liderar un proyecto de futuro claro y de saber priorizar el arreglo de cuestiones urgentes, está dedicado al cien por cien a su propia campaña para darse a conocer. Así lo hace porque sabe que, a medida que se acercan las elecciones municipales, siguen siendo muchos aún los que no lo identifican como alcalde al no haber sido él quien se presentara en los últimos comicios como candidato por el PP, sino que fue designado a dedo para el cargo unos meses después. 

Y ante todo esto, no lo perdamos de vista, Almería tampoco se merece que un partido como Ciudadanos se haya convertido en una muleta en la que se sustentan el alcalde, sus concejales y su pésima gestión y, cada vez más y más, en justo lo mismo que es el Partido Popular en el Ayuntamiento.

Juan Carlos Pérez Navas, portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Almería y senador

Noticias relacionadas
Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos