Entra en servicio la planta de desulfuración de la Central de Endesa en Carboneras

Lunes, 10 de Diciembre de 2018

Entra en servicio la planta de desulfuración de la Central de Endesa en Carboneras

11 de Marzo de 2010 16:47h

Las distintas actuaciones medioambientales de la central, como la nueva planta de desulfuración, han supuesto una inversión superior a 100 millones de euros.

· Desde la primera operación comercial de la central de generación, estas instalaciones han supuesto un importante motor de desarrollo socioeconómico en la provincia y en la región.

López Garzón, en la central de Endesa en Carboneras
López Garzón, en la central de Endesa en Carboneras

ALMERÍA.- El Delegado de Gobierno en Andalucía, Juan José López Garzón, ha firmado hoy el acta de puesta en servicio de la planta de desulfuración con que cuenta la central térmica de Endesa en Carboneras y le ha hecho entrega de la misma en la propia central a su director, José Ribelles Martínez.

Este acto –que ha contado también con la presencia del alcalde del municipio carbonero, Cristóbal Fernández Fernández, el subdelegado de Gobierno en Almería, Andrés Heras Sánchez, y el director de Endesa Distribución en la provincia, Julián Lacalle Valdés, entre otras personalidades públicas y representantes de la Compañía—coincide con la celebración del 25 Aniversario de la Central de Litoral.

Puesta en operación comercial en 1985, la planta de Carboneras fue construida en el marco del Plan Acelerado de Centrales de Carbón redactado en 1979 para cubrir las necesidades de incremento de potencia eléctrica debido al desarrollo económico que experimentaba España, en general, y Andalucía, en particular, y para contribuir a la mejora de las condiciones socioeconómicas de la provincia de Almería.

Fuente de desarrollo socioeconómico

Durante su construcción, la casi totalidad de su ingeniería y equipos fueron suministrados por empresas españolas y se utilizaron cinco millones de horas-hombre, con una punta máximo de empleo de 1.500 personas.

Hoy su explotación genera un empleo directo medio al año de 250 personas, con una contribución anual media de recursos económicos en la provincia de Almería superior a los 30 millones de euros.

Los combustibles utilizados, la alta capacidad de su terminal portuaria y su avanzada tecnología y eficiencia, garantizan su alta competitividad, como lo demuestra el hecho de que sea en la actualidad el principal centro productor de energía eléctrica de Andalucía, lo que constituye un claro exponente de la implantación y compromiso de Endesa en la Comunidad.

La central Litoral de Almería cuenta con dos grupos de generación (el segundo comenzaría su actividad comercial en 1997), con una potencia total instalada de 1.159 megavatios y para su funcionamiento utiliza fundamentalmente carbón importado.

Por otro lado, y con el objeto de facilitar las operaciones de la planta, en 1982 se dio comienzo a la obra civil de la Terminal portuaria para su abastecimiento.

En septiembre de 1984 se producía la primera descarga de carbón gracias al nuevo puerto –que completa el denominado Complejo Central Térmica-Puerto de Carboneras— capaz de recibir buques de 160.000 TPM, en su actual calado. Desde entonces, el carbón consumido por los grupos generadores ha superado los 46,4 millones de toneladas, lo que ha supuesto en estos 25 años una producción neta de más de 122,1 millones de megavatios hora.

Planta de desulfuración

A lo largo de estos 25 años de actividad, la planta de Carboneras ha ido incorporando los sistemas tecnológicos más avanzados para conseguir un óptimo rendimiento con hulla de alto poder calorífico y un funcionamiento con un impacto medioambiental mínimo, acorde con las más exigentes normas en este ámbito, tanto en las operaciones que se llevan a cabo en el puerto como en las de la propia central.

Así, para comprobar que las condiciones ambientales se mantienen en los valores adecuados, en el entorno de la central se dispone de un sistema de control de inmisiones compuesto por cinco estaciones automáticas de control situadas en Carboneras, Aguamarga, Campohermoso, Níjar y Rodalquilar –que vía radio transmiten los resultados de los análisis que se realizan en ellas— y una torre meteorológica automática situada a unos 90 metros sobre el nivel del mar y dentro del propio recinto de la central.

Estas instalaciones, dotadas de los más avanzados sistemas de comunicaciones vía ethernet y fibra óptica conforman la Red de Vigilancia Medioambiental del Complejo Central Térmica-Puerto.

Completando este exigente dispositivo, Endesa ha realizado un importante esfuerzo para construir y poner en servicio la nueva planta de desulfuración de los gases de combustión del grupo I, tal y como ha podido conocer de primera mano el delegado del Gobierno en Andalucía y las autoridades que han visitado hoy las instalaciones.

En esta planta se tratan la totalidad de los gases de combustión del grupo generador, sometiéndolos a un lavado en una torre de absorción donde se ponen en contacto con una lechada de caliza, lo que permite reducir significativamente la emisión del SO2 a la atmósfera.

De la misma manera, Endesa ha puesto también en marcha un Sistema Tangencial de Combustión de Bajo NOx que consiste, básicamente, en el escalonamiento del aire de combustión en la caldera, con lo que se consigue reducir la oxidación del nitrógeno del aire y del combustible, minimizando así las emisiones de estos gases.

Así mismo, y mas allá de los requerimientos normativos, la central térmica ha procedido a la modernización del cuerpo de alta/ media presión de la turbina de vapor principal en el grupo I, con el objetivo de mejorar su eficiencia. De esta forma, para producir la misma energía eléctrica se requiere un menor consumo de combustible y consecuentemente se reducen las emisiones de CO2. De hecho, tras las pruebas de funcionamiento realizadas con la nueva turbina, se espera evitar la emisión a la atmósfera de 100.000 toneladas anuales de dióxido de carbono para un régimen de trabajo habitual.

Por otra parte, en la actualidad uno de los proyectos más novedosos en los que están trabajando los responsables de la central es el de la instalación de una planta experimental para la fijación, mediante microorganismos fotosintéticos, del dióxido de Carbono (CO2). Con este proyecto, cofinanciado por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y con la participación de la Universidad de Almería, se pretende transformar el CO2 en materia orgánica de alto valor energético mediante el empleo de microorganismos fotosintéticos.

Estos proyectos vienen avalados por las certificaciones del Sistema de Gestión Medioambiental según la norma ISO 14001 (que ha cumplido 10 años en 2009) y según el reglamento EMAS, otorgado en el ejercicio pasado.

Iniciativas como ésta se enmarcan en el reto de Endesa de luchar contra el cambio climático y de impulsar un nuevo modelo energético, global y sostenible en sus mercados objetivos a través de cinco líneas prioritarias de actuación: energías renovables; nuevos desarrollos tecnológicos que conduzcan a menores emisiones de CO2; oportunidades en eficiencia energética y cogeneración; modelo de transporte sostenible y compensación de emisiones a través de una cartera de proyectos MDL´s.

Estos objetivos están plenamente integrados en su estrategia empresarial, y plasmados en el Plan Estratégico de Sostenibilidad 2008-2012 a través del Programa de Cambio Climático.

Seguridad y Prevención de Riesgos Laborales

La Unidad de Producción Térmica Almería obtuvo en 2009 la certificación para los Sistemas de Gestión de la Seguridad y Salud en el Trabajo de Endesa en dichas instalaciones de acuerdo con la norma internacional OHSAS 18001:2007. Esta certificación garantiza que el centro de trabajo dispone de las mejores prácticas en la prevención de accidentes laborales.

Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos