Nace una plataforma ciudadana para intentar salvar el Palacio del Almanzora de una inminente ruina

Lunes, 10 de Diciembre de 2018

Nace una plataforma ciudadana para intentar salvar el Palacio del Almanzora de una inminente ruina

19 de Febrero de 2008 19:13h

fachada del palacio
fachada del palacio

Más imágenes

Pórtico de entradaLateral del edificio

ALBOX.- La Plataforma ciudadana "SALVEMOS EL PALACIO DEL ALMANZORA" nace a iniciativa de la Asociación de vecinos "Amigos del Palacio del Almanzora" y es apoyada por el portal ciudadano del Valle del Almanzora www.portalmanzora.es
El objetivo principal de la plataforma es la recuperación arquitectónica del Palacio del Almanzora y su posterior utilización para actividades culturales y empresariales que beneficien el desarrollo sostenible de toda la Comarca del Almanzora.
El Palacio ocupa una parcela de 2.484 metros cuadrados, con una superficie construida de unos 5.000 metros. Entre el Edificio y el río Almanzora hay una superficie de unos 100.000 metros cuadrados, en parte dedicadas a labores agrícolas y en parte abandonados, que eran en su día unos jardines versallescos con bancos, fuentes, lago navegable y árboles frutales de todas las especies.
El acceso principal al Palacio es a través de un amplio arco de medio punto en mármol blanco sobre pilastras del mismo material. Traspasado el arco, sobre el que se encuentra un vistosísimo escudo, labrado también en mármol blanco, de la familia Abellán – Casanova (primeros marqueses de Almanzora), nos encontramos en un amplio patio de honor dibujado por un ala izquierda, con estancias para graneros y vivienda, un ala derecha donde se encuentra la entrada a la Iglesia y accesos a bodegas, y una parte frontal con impresionantes escaleras de mármol blanco para acceder, en la segunda planta, a la entrada noble de la vivienda.
La parte posterior del Palacio da vista a lo que eran los jardines, a los que se descendía por una escalera de doble bajada. Y al fondo el río Almanzora.

Breve historia del Palacio del Almanzora
En el enclave actual del Palacio existió un Alcázar árabe que era uno de los preferidos de los reyes de Granada. Con la reconquista se destruyó todo vestigio árabe y se talaron cuidadosamente todos los árboles que conformaban sus maravillosos jardines.
En ese enclave se construyó un caserón que servía de casa cortijo al primer propietario de Almanzora y los Almizaraques, D. Juan de Benavides, Capitán del Almanzora, y Señor de Jabalquinto, Almanzora, Estibel, Espeluy y la Ventosilla.

Del Marquesado de Jabalquinto, Almanzora pasó en 1637 a ser propiedad de la Casa de Benavente.
Fue el X Marqués de los Vélez quien compró, con facultad real, los Mayorazgos de Almanzora y los Almizaraques a la Condesa-Duquesa de Benavente.
El 22 de Noviembre de 1769 viene a conocer Almanzora el X Marqués de los Vélez: “Tiene allí una casa con bastante habitación, parador, granero, almazara con piedra y dos vigas, y otras oficinas. Hay una ermita pequeña dedicada a San Ildefonso, con capellán, para evitar que los que viven en aquellos cortijos vayan al pueblo, que distará cerca de una legua. Hay una huerta con naranjas, moreras y otros frutales como algarrobos y olivos. Son muchas la tierras que hay de pan llevar y muchísimas las que ha llevado este año el río Almanzora, que pasa a orillas de esta hacienda.
S.E. recorrió toda la casa, mandó hacer muchas obras de acrecentar la almazara, hacer graneros, cobertizos para secar el maíz, derribar la ermita y hacer otra mayor y más permanente, demarcando al fondo sitios correspondientes para esta obras, pero dejando a fray Pedro de San Agustín y al agrimensor de todo el estado para que, al día siguiente, con mas exactitud, tratasen de los asuntos, delineasen los terrenos y formasen un plan de la obra hecha y de las proyectadas.”
A su regreso a Madrid, el X Marques de los Vélez, D. Antonio Álvarez de Toledo, que era consiliario de la Real Academia de San Fernando, encarga al arquitecto titular de la Academia, Ventura Rodríguez (uno de los más importantes arquitectos del Siglo XVIII en España), la transformación de la casa Almanzora en un Palacio representativo del Neoclásico en la zona.
En 1860, la Duquesa de Montalto, casada con el Marqués de la Romana, que había heredado el Palacio junto con la finca de Almanzora y los Almizaraques, vendió estas propiedades a un rico industrial minero de Cuevas del Almanzora, Don Antonio Abellán Peñuelas, que luego, el 5 de Septiembre de 1.872, se le concedería el Título de Marqués de Almanzora.

Situación actual del Palacio
Actualmente este Palacio, con un esplendido pasado, está en un estado deplorable y amenaza con ruina, todo ello a pesar de haber sido declarado Monumento Histórico Artístico el 22 de Junio de 1.982 y por resolución de 18 de Septiembre de 1.995 (B.O.E. 29-11-1.995) se incluye en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz, lo que conlleva responsabilidades de conservación para los propietarios, para el Ayuntamiento y para la Consejería de Cultura, pero nadie hace nada.
Es por ello que nace esta plataforma ciudadana con el objetivo principal de salvar el palacio de la ruina y de su recuperación para la realización de actividades que beneficien a toda la comarca del Almanzora. Para ello la Plataforma Ciudadana "Salvemos el Palacio del Almanzora" busca la colaboración de todas las Personas, Asociaciones, Empresas, Ayuntamientos, Mancomunidad, otros Organismos Oficiales, Entidades Sindicales, Cámaras Empresariales, etc. de toda la comarca del Almanzora, para conseguir, entre todos, que se restaure el Palacio del Almanzora y se destine a las actividades culturales y empresariales que se definan en beneficio de toda la comarca.
La dirección de contacto de esta plataforma ciudadana es: Asociación “Amigos del Palacio del Almanzora”, Calle Santa Cruz num. 6, 04815 Almanzora- T.M. de Cantoria (Almería). E-mail: palaciodelalmanzora@hotmail.com y web: http://www.portalmanzora.es/salvemoselpalacio

Comentarios
blog comments powered by Disqus
Videos