La Junta invierte más de 600.000 euros en diferentes espacios del legado romano de Mérida
Menú principalabrir menu

La Junta invierte más de 600.000 euros en diferentes espacios del legado romano de Mérida

01 de Marzo de 2016 11:26h

Esta iniciativa ha permitido mejorar el patrimonio cultural extremeño

Visita a las obras de las autoridades.
Visita a las obras de las autoridades.

MÉRIDA.- La secretaria general de Cultura, Miriam García Cabezas, y el director general de Bibliotecas, Museos y Patrimonio Cultural, Francisco Pérez Urbán, han visitado los trabajos realizados en Mérida, dentro del Proyecto Ciudades Romanas de Extremadura, que han permitido intervenir en el Templo de Diana y en el Pórtico del Foro de la Colonia y reformar el edificio de acceso al recinto monumental del Teatro y Anfiteatro romanos.

Durante la visita de hoy, García Cabezas y Pérez Urbán han estado acompañados, entre otras personalidades, por el alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, el director del Consorcio de la Ciudad Monumental emeritense, Javier Jiménez, por y los arquitectos que han dirigido las obras, en las que se ha invertido un total de 653.961 euros.

En el caso del Templo de Diana, los trabajos han consistido en resolver la accesibilidad al podio del monumento, de tal forma que los visitantes puedan acceder a él, y rehabilitar el Palacio Renacentista del Conde de los Corbos, donde se ha ubicado un espacio en la planta baja para un centro de interpretación y otro en la planta alta para una sala de conferencias.

Para la secretaria general, la principal novedad en el Templo de Diana es que “pasamos de un espacio que estaba vetado al acceso público a un nuevo edificio que ahora se incorporará a las visitas de ciudadanos y turistas. Y ello desde el máximo respeto al aspecto y la idiosincrasia del monumento”.

Ha anunciado que en las próximas semanas el Consorcio de la Ciudad Monumental de Mérida dotará de equipamiento básico este edificio y ajustará su personal para comenzar a abrirlo al público, en grupos de visitas que se establecerán a determinadas horas a lo largo del día, dada que la capacidad máxima de aforo son 50 personas.

A lo largo de este año, se trabajará asimismo en la puesta en marcha del mencionado nuevo centro de interpretación.

SALVAR ALTURA

La mayor singularidad de la intervención en el Templo de Diana es que ha permitido salvar los casi tres metros de altura de la primera planta del edificio, mediante una escalera-elevadora situada en el lateral este, que se asemeja al acceso existente al Palacio de los Corbos cuando era utilizado como vivienda. Para reducir el impacto visual, la escalera es móvil y se oculta en un foso perimetral.

Se ha utilizado el adoquinado de marmolina en planta baja y los restos del granito de suelo original se han respetado, visibles bajo un vidrio de seguridad. Se ha empleado, además, madera en el suelo del exterior para delimitar las zonas pisables y permitir asomarse a los visitantes a la ciudad. Al igual que con la marmolina, no se produce encuentro directo entre estos materiales y la piedra original al colocar una pletina a modo de transición.

Otro elemento destacado de la actuación es la escalera interior del monumento, necesaria para poder acceder a la planta superior y que se ha colgado del techo para respectar el suelo arqueológico. Al igual que la escalera móvil del exterior, es de acero tipo corten.

Una de las operaciones más delicadas se ha desarrollado en el espacio porticado abierto al sur, con arcada de sillería de granito y bóvedas de arista interiores que se encontraban en un estado casi ruinoso. Se ha procedido al atirantamiento de estas bóvedas y a su refuerzo con un mortero especial patentado por un grupo de investigación de la Universidad de Extremadura.

En el Pórtico del Foro de la Colonia se ha intervenido para resolver el problema de acceso al nivel de la antigua plaza romana con una rampa que cumple los requisitos de accesibilidad en concordancia con los restos arqueológicos allí presentes. También se han efectuado operaciones de limpieza y adecentamiento del yacimiento.

ÚNICO EDIFICIO

Respecto a la reforma del edificio de acceso al recinto monumental de Teatro y Anfiteatro romanos, se han unido en un único espacio los dos volúmenes que inicialmente albergaban la tienda de recuerdos del Consorcio de la Ciudad Monumental y una oficina de información turística.

Asimismo, se ha incorporado una ubicación para la taquilla de venta de entradas a los monumentos. Con esto se consigue, entre otros fines, que los turistas tengan un mismo punto de acceso y salida al yacimiento emeritense, con lo que se unifican servicios y se consigue que una nueva imagen neutra e integrada en el entorno de la Plaza Margarita Xirgu.

La secretaria general de Cultura ha afirmado que “claramente vemos aquí en Mérida cómo un proyecto de restauración revierte en beneficio claro para la ciudadanía extremeña y nuestros visitantes, incrementando y reforzando nuestra oferta y atractivo turístico; a la vez que cumplimos con nuestra obligación de preservar ese legado común que es el patrimonio histórico y cultural de nuestra región”.

Por su parte, el alcalde de Mérida se ha felicitado por la incorporación del Templo de Diana a los activos turísticos de la ciudad de una manera renovada, con lo que se amplía su oferta, a la vez que se llena de vida a los monumentos.

El proyecto 'Ciudades Romanas de Extremadura' es una iniciativa del Ejecutivo regional, con una inversión total de más de tres millones de euros, para proteger y potenciar los principales enclaves de época romana en la región: Mérida, Medellín, Cáparra, Regina, Cáceres el Viejo, Nertóbriga, la villa romana de 'La Majona' y Contributa Iulia.

Según García Cabezas, esta iniciativa ha permitido mejorar el patrimonio cultural extremeño, al tiempo que ha asegurado su conservación.

Comentarios

blog comments powered by Disqus

Noticias relacionadas

Videos


Noticias más comentadas

Powered by Disqus

Las noticias en tu email

diario digital